Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Hubo incidentes en 5 y 73 por un presunto caso de abuso sexual contra nenes de un jardín de infantes

Padres y familiares de niños que asisten al Jardín Güemes fueron dispersados por la policía con balas de goma luego de que agredieran a un uniformado con una piedra cuando intentaban ingresar al edificio con el objetivo de linchar al sospechoso de cometer un ataque sexual 

Momentos de tensión extrema se vivieron este miércoles en las inmediaciones del Jardín Güemes, ubicado en la calle 5, entre 73 y 74, por un enfrentamiento entre una división especial de la policía bonaerense y un grupo de personas que intentó ingresar a dicho establecimiento con el objetivo de linchar al portero, a quien acusan de cometer un abuso sexual contra un menor.

Toda la secuencia tuvo lugar alrededor de las 18.00 cuando un grupo de familiares de chicos que asisten a dicho jardín se dieron cita en el lugar para reclamar que desplazaran al presunto violador de sus funciones. Se trata de un auxiliar que fue denunciado por una familia por el abuso contra un nene de cinco años que concurre a dicho establecimiento. 

Si bien en un primer momento la manifestación se desarrollaba en forma pacífica, con el correr de los minutos la calma se fue convirtiendo en tensión y nerviosismo por la intención que comenzó a replicarse entre los representes de ingresar al jardín para agredir al sospechoso, que, aparentemente, se encontraba en el lugar. 

Aparentemente, los manifestantes se enteraron allí de que el sujeto apuntado se encontraba en el mismo establecimiento. 

Fue en ese marco que el GAD tomó intervención para asegurar el perímetro de la institución y mantener a resguardo al sujeto sobre quien pesa una denuncia por abuso. Así un cordón policial se ubico en uno de los ingresos mientras la turba enardecida intentaba romper ese esquema de vigilancia para lograr entrar al jardín y lograr su cometido. 

Tras varios minutos de discusión tuvo lugar el pico de tensión más alto cuando una piedra que salió de entre los manifestantes impactó contra un uniformado. Allí se activó un operativo para dispersar al grupo de personas que terminaron escapando a las corridas por una de las arterias circundantes. 

En tanto, según informaron fuentes policiales, a raíz del proyectil que lanzaron, un policía resultó herido y fue derivado a un centro de salud para su observación. 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla