Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Britney vuelve a empezar

Britney vuelve a empezar

Britney vuelve a empezar

En un nuevo intento por dejar en el pasado los escándalos y recuperar su corona como princesa del pop, Britney Spears regresó a las disquerías esta semana con "Circus", su flamante disco.

Si bien el desafío de volver a reinar en los rankings de ventas y en las radios es grande, Spears cuenta con el respaldo de un sólido álbum y una completa renovación de su imagen pública, tras dos años de inconvenientes mediáticos y judiciales.

Con una apariencia saludable y mucho más delgada, la cantante volvió al género pop con toques vanguardistas con el que coqueteó en "Blackout", una placa amada por la crítica pero con bajísimas ventas debido a la nula promoción que tuvo.

Para "Circus", en cambio, los engranajes de la máquina de difusión de Spears y su compañía están bien aceitados y desde hace semanas que se viene hablando en todos los medios de este material y del profundo cambio por el que atravesó la intérprete.

La expectativa creció con la excelente performance en las radios de su primer corte, "Womanizer", que fue descargado por 286 mil personas en los Estados Unidos en su primera semana, quebrando el récord que tenía hasta entonces Mariah Carey y disparando la canción al puesto número uno de la revista Billboard.

Un suceso similar consiguió en países como Canadá, Australia, Francia, Japón, Alemania, España y Reino Unido, en los que consiguió colarse entre los primeros puestos de las radios. En la Argentina, el pegadizo tema también tuvo un cálido recibimiento.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...