Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Tras pasar 13 meses en prisión, liberaron a Keiko Fujimori

La líder opositora peruana e hija del ex presidente estaba tras las rejas por una investigación relacionada con el escándalo de la constructora brasileña Odebrecht

Tras pasar 13 meses en prisión, liberaron a Keiko Fujimori

keiko fujimori al dejar la prisión de chorrillos/ap

1 de Diciembre de 2019 | 02:09
Edición impresa

LIMA

La líder opositora peruana Keiko Fujimori salió de prisión después de 13 meses detenida por el escándalo de la constructora brasileña Odebrecht, tras el fallo del Tribunal Constitucional (TC) que declaró fundado un recurso judicial que buscaba su libertad.

“Para mí ha sido el evento más doloroso de mi vida”, fueron sus primeras palabras al cruzar el umbral de la prisión y abrazarse con su esposo, en presencia de un nutrido grupo de simpatizantes y periodistas.

“El TC ha corregido un daño que se nos ha hecho. Seguiré enfrentando la investigación, como siempre lo he hecho”, dijo en el único momento que comentó el fallo que la favoreció.

La hija del expresidente Alberto Fujimori (1990-2000) afrontará en libertad el resto de la investigación que le siguen dentro del caso de corrupción Lava Jato por presunto lavado de dinero en la financiación de sus campañas electorales, gracias a un polémico fallo del Tribunal Constitucional (TC) que anuló la prisión preventiva.

En la puerta de la cárcel le esperaban su marido, el estadounidense Mark Vito, que 18 días atrás se había declarado en huelga de hambre para reclamar su liberación, acompañado de dirigentes del partido fujimorista Fuerza Popular y los centenares de seguidores que estallaron de alegría al verla en persona.

Fujimori, de 44 años, considerada como la persona más poderosa de Perú, fue enviada a prisión preventiva el 31 de octubre de 2018. La justicia la acusó entonces de haber obstruido las investigaciones de la fiscalía anticorrupción sobre los aportes millonarios que había recibido presuntamente de la constructora Odebrecht para su campaña.

Los simpatizantes la recibieron con arengas de “Keiko Libertad” y “Keiko presidente”, en medio de gritos de euforia y aplausos.

La opositora fue liberada el mismo día en que su hija mayor, Kiara, cumple 12 años, según manifestó su esposo Mark Vito Villanella.

El marido italo-estadounidense había suspendido momentos antes una huelga de hambre que realizaba desde hace más de dos semanas frente a la cárcel de Santa Mónica, al sur de Lima, donde su esposa vivió los últimos 13 meses.

La primogénita del expresidente Alberto Fujimori (1990-2000) evitó abordar temas de política y optó por agradecer a quienes la defendieron.

“Me voy a tomar un tiempo para reencontrarme con mi familia”, dijo ante la insistencia de los periodistas sobre su futuro político inmediato. “Después decidiremos la segunda etapa de mi vida, los invocó a dejar atrás los odios”, añadió. (AFP y EFE)

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla