Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Durante tres días

Un inusual olor a nafta descompuso a todo un barrio en la zona de 7 y 511

Ayer se confirmó que provenía de una estación de servicio en la que se rompió un flexible conectado a los surtidores

Un inusual olor a nafta descompuso a todo un barrio en la zona de 7 y 511

ayer trabajaban en la reparación de la falla en 7 y 511 / g. calvelo

Un penetrante olor a combustible alarmó en los últimos días a los vecinos de Ringuelet que viven en la zona de 7 entre 511 y 512. La gente se comunicó con Bomberos y Defensa Civil para tratar de determinar la peligrosidad del hecho, pero recién ayer se confirmó que el olor inusual provino de una estación de servicio de la zona a la que se le rompió un flexible conectado a los surtidores.

Norberto Marchioni fue uno de los vecinos que se contactó con EL DIA para dar cuenta del inusual suceso.

“Hace tres días que en todas las casas que están en los alrededores de la estación de servicio de 7 y 511 sentimos un fortísimo olor a nafta, tan intenso que por las noches no nos deja dormir”, sostuvo el hombre.

Es que ya desde el fin de semana pudo sentirse el característico olor a combustible salir de las alcantarillas y por eso se temió que algo de las instalaciones de la estación de servicio no estuviera bien. Otros vecinos también lanzaron la hipótesis de que por debajo de la avenida 7 hay un caño que transporta combustible desde la destilería de YPF hacia otros puntos de la Región y que tal vez estaría dañado.

“Hay personas que se descompusieron, con dolor de cabeza y nauseas, en el barrio hay temor de que el escape provoque un accidente”, agregó una vecina de la zona.

Los vecinos consignaron que se contactaron con diferentes dependencias, pero que los derivaron de un lugar a otro sin darles una respuesta.

En ese marco, la gente se preguntó por qué nadie intervino ante la primera denuncia que se hizo el último fin de semana.

Aunque el lunes pasado se observó un móvil del área de Política Ambiental los vecinos señalaron que no cambió la situación y el olor a combustible continuó siendo “insoportable”.

Recién ayer por la tarde se observaron dos móviles, uno de ellos dependiente de la Universidad Nacional de La Plata que fue a controlar la calidad del suelo. “No detectamos nada alarmante, hubo un problema, pero ya se solucionó”, dijo el profesional consultado.

EL DIA dialogó con al encargado de la estación de servicio de 7 y 511 quien reconoció que la pinchadura de un flexible causó las emanaciones denunciadas por los vecinos.

“Había un flexible pinchado que es el que conecta los tanques con los picos de los surtidores, detectamos el problema el lunes por la tarde y se dejó de vender nafta hasta que hoy se solucionó”, apuntó el responsable de esa empresa.

Para llevar tranquilidad a los vecinos se indicó que ayer se cambió la pieza averiada que fue la que produjo filtraciones y se aclaró que no había ningún peligro.

“Todos los años se hacen inspecciones que determinan que las instalaciones estén en óptimas condiciones; se estudia la hermeticidad de los tanques que almacenan los combustibles, pero se debe tener en cuenta que son de paredes dobles para impedir fugas”, dijo el encargado.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla