Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Espectáculos |ESTRENOS EN LA PANTALLA CHICA
“Lina de Lima”: los deseos y las penurias de una mujer migrante, en clave de comedia musical

La sorprendente ficción de María Paz González, que agrega música al habitual drama sobre la temática, llega el jueves a Cine.Ar

“Lina de Lima”: los deseos y las penurias de una mujer migrante, en clave de comedia musical

Magaly Solier, actriz de “La teta asustada”, protagonista de “Lina de Lima” / Zylberberg Prensa

Pedro Garay

Por: Pedro Garay
pgaray@eldia.com

29 de Junio de 2020 | 05:37
Edición impresa

“Cuando uno habla de una película de migrantes se imagina algo bien sufrido, donde la tragedia se impone sobre todas las cosas: pero a mi me impresionó mucho sentir que las personas que viajan, dejan a sus hijos y tienen un montón de obligaciones a la distancia, sobre todo las mujeres, tienen una especie de motor que las hace ser particularmente fuertes. Así que me pareció desafiante pensar una historia no desde estos personajes siempre abatidos, condenados a la tragedia, sino que de alguna forma pudiesen decidir sobre sus acciones, a pesar de lo que les pasa”: así resume la directora chilena María Paz González el corazón de “Lina de Lima”, cinta que retrata los días de Lina, una trabajadora doméstica peruana en Chile, en clave de drama, sí, pero también de comedia musical.

Una propuesta particular, protagonizada por la actriz peruana Magaly Solier (“La teta asustada”), que se estrena el jueves en Cine.Ar TV (a las 22) y que podrá verse gratis en la plataforma Cine.Ar Play desde el viernes, durante una semana. Y que nació gracias al trasfondo en el cine documental de la directora: “Trabajé mucho en documentales, y la película nació mientras observaba lo que ocurría con la migración en Chile, cómo había cambiado durante los últimos diez años, con la llegada de peruanos, colombianos, venezolanos haitianos... Había un universo interesante”, explica la realizadora de Temuco, cuyo anterior trabajo es “Hija”, documental estrenado en 2011. A partir de esa primera observación, “comencé a adentrarme en ese universo, a hacerme amigas de algunas mujeres peruanas, y me pareció fascinante la relación que tenían con la música, un tema muy importante de la identidad: uno viaja con sus sonidos, están muy ligados a los recuerdos”.

Mundo interior, mundo exterior

Pero González se dio cuenta de que “desde el documental era difícil combinar” la realidad que atraviesan las mujeres migrantes y “el mundo de esos recuerdos”, “así que de a poquito la película se fue convirtiendo en una ficción que se terminó transformando en un musical con toda la cosa”.

“Quería dar cuenta de ese mundo interior, que es muy distinto a lo que sale de la boca para afuera”, explica la directora transandina, que comenzó así a imaginar una ficción que opusiera el mundo frío de la realidad a “un mundo interior mucho más cálido”, lleno de colores, esperanzas, deseo y, claro, música.

Un mundo infinito y poderoso, pero finalmente imaginario: “El personaje sigue anclado a una clase social”, dice González. “No es dueña, finalmente, de todas sus decisiones, está sometida a sus obligaciones y posibilidades del lugar donde nació”.

Entonces, la transición entre ese colorido musical y las circunstancias que rodean a Lina es dura para el espectador. “Es la transición entre el placer y el deber para el personaje”, analiza la directora.

Es que la realidad de Lina tiene mucho de opresión: no tiene lugar propio donde vivir, y está sola, mientras se percata cada vez más que desde su partida de Perú todo ha cambiado, y que su hijo, con quien sostiene una relación vía celular, ya no la necesita tanto. Sin embargo, ella continúa trabajando de sol a sol para enviar los regalos de Navidad que le exigen al otro lado de la frontera, imaginando que “está de tránsito: Lina no se siente unida a la realidad que vive, imagina que va a volver, que esto es un momento. Pero llega un punto donde se dan cuenta de que esa realidad que dejaron ya no es la misma, va cambiando”.

Ese cambio “hacia estar más unida a su realidad es un viaje muy interno: si hay algo que cambia es la conciencia sobre quién es ella hoy. Lina gana un poquito más de libertad hacia el final, al hacerse consciente de que ella puede desprenderse del deber”, ese deber que la reclama a la distancia, “que no necesariamente la necesitan tanto como cree: eso le permite liberarse y mirarse de otra forma”.

Más que una mujer migrante

La comedia musical no llegó a estrenarse en la Chile de los conflictos sociales, ya que iba a llegar a los cines cuando estalló la pandemia, aunque sí se mostró en el Festival de Valdivia, donde fue elegida como mejor cinta chilena, y donde el público reaccionó, dice la directora, de forma interesante, demostrándole que había conseguido lo que quería: hacer algo más que una película sobre la migración.

“Obviamente es una película sobre una mujer migrante, no es que lo niegue, pero creo que automáticamente el espectador se imagina todo lo que le puede pasar cuando le dicen que es una película sobre una mujer migrante, y yo quería contar la historia de una mujer que trabaja lejos de casa, que tiene un hijo, deseos, trabajos y diferentes conflictos en los planos de su vida”, dice la directora, y cierra: “Para mi su calidad de inmigrante no es lo central del viaje que propone la película: para mi tiene que ver más con la mezcla entre el deber y el placer”. Desde ese lugar, afirma la directora, “logra dialogar con cualquier espectador”.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $194.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla