Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
LA MAYORÍA DE LOS DAMNIFICADOS SON CLIENTES DE UN CONOCIDO GIMNASIO

Preocupación en un barrio de Gonnet por seguidilla de robos de ruedas a vehículos

Los ataques ocurren en las inmediaciones de las calles 492 y 14. Según los vecinos, el problema recrudeció en los últimos tres meses

Preocupación en un barrio de Gonnet por seguidilla de robos de ruedas a vehículos

José Méndes, uno de los vecinos del barrio de Gonnet donde una banda roba ruedas a autos/roberto acosta

Los robos de neumáticos a autos estacionados en los alrededores de un importante gimnasio del camino Centenario, a la altura de Gonnet, son una realidad que preocupa mucho a vecinos y a clientes de ese local.

Según pudo saber este diario en un relevamiento que hizo ayer entre vecinos de la zona elegida por los “roba-ruedas”, en las calles 492 y 14 e inmediaciones, el panorama viene repitiéndose en el último año.

Lo que más los inquieta es que la problemática recrudeció ostensiblemente “desde hace tres meses”.

De acuerdo a testimonios recogidos en la tarde de ayer por este diario en “el teatro de operaciones” de los delincuentes, éstos actúan siempre del mismo modo.

José Méndes (60), uno de los frentistas del barrio, reveló a EL DIA que “la mayoría de los robos de ruedas se producen los lunes y miércoles, entre las 7 de la tarde y las 9 de la noche, que son los días y horarios en que concurren las mujeres al gimnasio de camino Centenario y 492”.

Pero no sólo se llevan las ruedas. “En algunos casos también destrozan los vidrios de ventanillas para sustraer cosas del interior de algún vehículo”, explicó el vecino.

También aseguró conocer que “el mes pasado le robaron las cubiertas a cinco autos, a uno de los cuales le sacaron dos”.

Por lo que observaron algunos testigos, los delincuentes primero marcan el auto que les interesa, observan cómo está la zona -para no correr riesgos innecesarios- y luego se acercan en otro vehículo, que ponen a la par del que tienen en la mira. “De esa manera tratan de esconder la maniobra”, acotó Méndes.

El hombre aportó además otro dato que también refleja la gravedad de la problemática.

“En el propio sector de estacionamiento del gimnasio se venían cometiendo esta clase de delitos. Hasta que los responsables resolvieron poner vigilancia en el lugar”, explicó.

El mismo vecino mencionó también que “por las muchas personas que concurren a este gimnasio, el playón de estacionamiento no alcanza para alojar a todos los vehículos de los clientes”.

Por eso, reflexionan, los coches terminan estacionados por varias cuadras de los alrededores inmediaciones y “es evidente que los ladrones deben estar observando la situación para luego actuar tranquilos”, agregó.

No dejó pasar por alto que otro factor que obra como aliado de la banda que se dedica a estos delitos “es la oscuridad que hay en estas calles”.

A la vuelta de la casa de Méndez, sobre la calle 492, otro frentistas, Alejandro (60), contó que “hace aproximadamente un mes vi como, a las 7 de la tarde, un delincuente se metía rápido en un auto donde estaban cómplices suyos, con una rueda de un auto que estaba estacionado en esta cuadra”.

Los roba ruedas marcan un auto y luego se le acercan en otro coche, que ponen a la par

 

Algo parecido sucedió el jueves pasado, a las 8 de la noche, en 14 entre 491 y 492, donde los ladrones le sacaron dos ruedas al auto Honda City “de un compañero mío de trabajo”, reveló Alejandro, agregando que el damnificado estaba en ese momento en el gimnasio.

Otros vecinos indicaron que la Policía “está al tanto de lo que pasa”, pero “hasta ahora no encuentran una solución” que afecta a todos.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...