Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Policiales |Tenía 23 años
Salió de una fiesta y lo mataron de un tiro en el pecho

Fue en 136 y 74, donde había un cumpleaños. Cayó moribundo en la vereda y lo llevaron al hospital, pero no sobrevivió. Investigan el móvil. Tenía antecedentes

Salió de una fiesta y lo mataron de un tiro en el pecho

en el frente de la pizzería de 136 entre 74 y 75 ayer había un cartel de “cerrado por duelo”/dolores ripoll

15 de Diciembre de 2019 | 02:45
Edición impresa

Ni la Policía ni los vecinos del barrio Cementerio donde fue asesinado de un certero tiro en el pecho un muchacho de 23 años saben quiénes ni por qué lo balearon. Los investigadores tendrían alguna pista, pero la manejan con absoluta discreción. Lo que está claro es que fue a primera hora de la mañana y que el móvil no habría sido el robo, coincidieron distintas fuentes.

También resulta claro que el ataque ocurrió apenas la víctima, identificada oficialmente como Facundo Ramírez, salió de una casa familiar de 136 y 74, a la que había ido con amigos casi sobre el final de la fiesta.

Por lo que pudo reconstruir este diario con testimonios relevados en el barrio y el reporte oficial el joven fue interceptado por uno o más individuos en esa esquina.

Las incógnitas a develar pasan por establecer en qué circunstancias le dispararon a quemarropa. Como ya se dijo, la Policía está segura de que no hay indicios que apunten la mira a un intento de asalto y se inclina a abonar la hipótesis de un presunto ajuste de cuentas, sobre todo por los antecedentes penales de la víctima.

En septiembre pasado Ramírez obtuvo la libertad asistida en una causa por la que estuvo preso tras ser condenado a 7 años y medio de cárcel por robo agravado por el uso armas e infracción a la ley de drogas, “que recién iba a cumplirse en el año 2022”, indicaron fuentes judiciales.

“SE DESPLOMÓ A LOS 50 METROS”

En la tarde de ayer, cuando este diario fue al barrio donde hirieron de muerte a Ramírez, obtuvo el testimonio de Ever Arias (35), hermano del dueño de la pizzería en la que trabajaba la víctima, en 136 entre 74 y 75.

Según Arias, después de recibir el disparo en el hemitórax derecho “Facundo caminó unos 50 metros para venir acá”, en referencia a la casa donde Ever vive con su familia, lindera con la pizzería de su hermano, en la que Facundo trabajaba como ayudante.

Recordó que el joven “pateó la puerta de entrada, como buscando ayuda”, aunque no puede asegurar que haya sido para pedir auxilio o resguardarse de sus agresores.

Como sea, Ramírez “se desplomó en la puerta de la pizzería, a 50 metros de 136 y 74, donde se dice que le dispararon”, sumó Arias.

El cumpleaños al que asistió Facundo era de un hombre de 40 años, familiar de los dueños de un kiosco de 136 y 74. Por lo que le dijeron a Ever, la víctima llegó “a eso de las 6 de la mañana con unos amigos y se fue de la fiesta cerca de las 7”.

“Facundo quería una nueva vida, por eso trabajaba y quería irse a vivir con la madre de su hijo de dos años”

Ever Arias (35) Hermano de patrón de la víctima

 

También mencionó, en concordancia con lo informado por la Policía, que en el barrio se escucharon tres detonaciones de arma de fuego, una de las cuales resultó mortal para este joven que vivía con su madre en 28 entre 76 y 77.

“A Facundo lo llevaron en un auto particular al hospital San Juan de Dios. A mi hermano le avisaron a las 9 de la mañana de lo ocurrido y fue enseguida al hospital. Pero al ratito un médico informó a la familia que había muerto”, completó Arias.

“QUERÍA SALIR ADELANTE”

El hombre confirmó los antecedentes penales de Facundo, aunque dijo que “estuvo detenido aproximadamente dos años junto con el hermano” y aclaró que “ni bien salió trató de hacer una nueva vida”.

En ese plan es que, según Ever, “buscó trabajo en la pizzería de mi hermano, porque quería salir adelante”.

“Hacía unos mese que trabajaba acá y nunca generó un problema, al contrario, siempre fue cumplidor. Su tarea era como ayudante de cocina y lo hacía medio día, de martes a domingo”, detalló.

Visiblemente afectado por el final del joven, agregó que era padre un nene chiquito (de unos dos años) y “planeaba vivir junto con la madre de su hijo”.

Ahora espera, al igual que la familia y amigos de la víctima, que se aclare el caso y que los responsables del ataque sean arrestados para que “haya justicia”.

En la comisaría Tercera se abrió una causa por “homicidio”, mientras buscan testigos entre los allegados y vecinos y cámaras de seguridad que ayuden a avanzar en la causa. Por ahora no hay detenidos.

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $223.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla