Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Editorial

Chicos amenazados por la pornografía expandida en las redes

Chicos amenazados por la pornografía expandida en las redes

No puede menos que originar una profunda inquietud la reiterada aparición, en nuestra zona y en distritos cercanos, de casos de pornografía infantil, reveladores de una modalidad en crecimiento que se vertebra en las redes de internet. El tema preocupa hondamente dado que en la mayoría de estos episodios se detectan profusiones de imágenes que incluyen a menores de edad y que son subidas a las redes de internet.

Hace pocos días se analizaba en esta columna el estremecedor caso de un pediatra del hospital Garrahan que es investigado por pornografía infantil. Sin embargo, en las jornadas ulteriores se fueron sumando hechos de similar naturaleza, el más reciente de ellos el de una madre que fue detenida en Ranchos por presuntamente distribuir imágenes pornográficas de su pequeña hija de 7 años de edad.

Tal como se reseñó ayer en este diario, en marzo pasado un hombre fue detenido en el barrio de San Carlos acusado de compartir videos y fotos por Internet de menores de edad. Un mes más tarde, en Gonnet, se allanó una finca tras detectar que se estaba subiendo material que contenía pornografía infantil a la red. En esa oportunidad, los efectivos policiales hallaron notebooks, tablets, discos rígidos, un pendrive y cámaras fotográficas, además de la presencia de ropa interior de niños, juegos o libros infantiles que no pudo ser explicada por el propietario.

En abril, un joven de 16 años fue demorado tras un operativo en la casa de su padre, en Ringuelet, donde incautaron una serie de elementos a través de los que se compartieron fotos de menores. La evidencia obtenida concluyó que las víctimas son chicos o preadolescentes y que se usaron varios domicilios para distribuir el material. La pesquisa abrió la alternativa de que pueda estar funcionando una red de explotación infantil en el Conurbano.

Por último, en mayo pasado fue detenido en Berisso un adulto acusado de “promoción o facilitación de la prostitución de menores de 18 años” por distribuir fotos y videos de pornografía infantil a través de redes sociales y de servicios de mensajería instantánea. Además de detenerlo, hallaron ahí dos notebooks, una computadora de escritorio, una cámara fotográfica, una caja con películas apócrifas y doce celulares.

Cabe señalar que los expertos atribuyen el crecimiento del delito de pornografía infantil a la descontrolada participación de menores en las redes sociales y salas de chat. Desde luego que no se trata de cuestionar a una maravillosa herramienta tecnológica, como lo es internet, sino, eventualmente, de analizar y corregir el uso desviado que algunas personas hacen con ella.

Internet no sólo no sólo revolucionó las comunicaciones, agilizándolas, y amplió la oferta educativa, ya que proveyó un medio inigualable para la obtención de información, sino que, lamentablemente, es también utilizado cada vez con mayor frecuencia como vehículo para cometer delitos.

Mientras se encuentran fórmulas para conjurar ese uso desviado, no sólo deben permanecer atentas la Justicia y las fuerzas policiales -existen protocolos de actuación y convenios específicos sobre esta cuestión-, sino que resulta indispensable el acompañamiento de familiares mayores y de los docente, así como un enriquecedor debate con los chicos, para que sepan distinguir lo bueno y lo malo de las redes y puedan sacarle el mayor provecho, sin correr los graves riesgos que hoy los amenazan.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla