Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $91,14
Dólar Ahorro/Turista $150.38
Dólar Blue $159,00
Euro $108,80
Merval 0,00%
Riesgo País 1451
Política y Economía |La relación entre el Poder Ejecutivo y el Congreso
Alberto, Cristina y Massa negocian los temas de las sesiones extraordinarias

El Presidente busca marcar la cancha con sus principales aliados políticos. Los proyectos que impulsan para diciembre

Alberto, Cristina y Massa negocian los temas de las sesiones extraordinarias
Mariano Spezzapria

Por: Mariano Spezzapria
@mnspezzapria

25 de Noviembre de 2020 | 04:40
Edición impresa

El presidente Alberto Fernández y los líderes parlamentarios de la coalición gobernante, Cristina Kirchner (Senado) y Sergio Massa (Diputados) buscarán dar esta semana una imagen de “unidad en la acción”, para tratar de frenar los rumores que señalan la existencia de cortocircuitos políticos en el Frente de Todos. La oportunidad se les presentará con la confección de la lista de proyectos que buscará convertir en leyes el Congreso durante el período de sesiones extraordinarias.

El Presidente, la Vice y el titular de la Cámara baja están a contra reloj: las sesiones ordinarias concluirán esta semana y a partir del lunes, los temas que aborden tanto el Senado como Diputados deberán formar parte de la convocatoria del Poder Ejecutivo. En la Casa Rosada deslizaron ayer que el presidente Fernández y su secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra, guardan “bajo siete llaves” la lista que enviarán al Congreso para tratar en diciembre próximo.

De acuerdo a las fuentes consultadas por EL DIA, el Presidente quiere marcar la cancha en términos políticos con la convocatoria a sesiones extraordinarias, con la cual quedaría descartada la posibilidad de que se prorroguen las sesiones ordinarias. En ese caso, serían Cristina y Massa los que fijarían la lista de temas a tratar en diciembre. Pero en el Gobierno daban por hecho que Fernández iba a consensuar con ambos los proyectos para apaciguar al malestar interno.

De hecho, Fernández tomó ayer contacto con Massa y se espera para esta semana un reencuentro con Cristina, a quien no ve personalmente desde hace más de un mes. Aunque según pudo saber este diario, el Presidente y la Vice mantuvieron el diálogo a través de la aplicación Telegram. Ya se sabe que Alberto y Cristina no tienen un acuerdo absoluto sobre el rumbo económico del Gobierno, especialmente en lo referido a las negociaciones en curso con el Fondo Monetario.

La Vicepresidenta está más interesada en que el Senado apruebe, posiblemente la semana que viene, el Aporte Solidario o impuesto a los ricos, que ayer pasó de 9.228 aportantes a 11.855 según blanqueó la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, antes de que la comisión de Presupuesto de la Cámara alta le diera dictamen favorable a la iniciativa de Máximo Kirchner. Los cambios en la cotización del dólar preanunciaban una ampliación de la lista de “afectados”.

En este contexto, se espera que el presidente Fernández incluya en la lista del pedido de sesiones extraordinarias la nueva fórmula de cálculo de los haberes jubilatorios y una autorización para que el Gobierno se pueda endeudar con el FMI. Ambos temas se encuadran en las negociaciones que mantuvo el ministro de Economía, Martín Guzmán, con los emisarios del organismo internacional que estuvieron en Buenos Aires hasta la semana pasada. Y que retomarían en diciembre.

El Presidente también está interesado en que la Cámara de Diputados termine de aprobar la reforma judicial que ya tiene sanción del Senado, mientras que la Vice procurará el avance de la reforma al Ministerio Público Fiscal, con la cual buscará cambiar el método de selección del procurador. Aunque todavía no está claro que Cristina mantenga el apoyo al candidato de Alberto, el juez federal Daniel Rafecas. Se trata de uno de los temas que provoca ruido en el oficialismo.

En medio de las dudas políticas que buscará despejar la coalición gubernamental esta semana, también se encuentra el respaldo el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE), más conocido como legalización del aborto. En este caso, el impulso a la iniciativa corre por cuenta de la Casa Rosada y no faltan los que advierten que Cristina no dio señales de estar trabajando para conseguir los votos necesarios en el Senado. El debate comenzará en la Cámara de Diputados.

Massa se reunió ayer por zoom con los presidentes de las cuatro comisiones que tratarán el proyecto: Salud, Legislación Penal, Legislación General y de la Mujer. La cabecera del debate la ejercerá la de Legislación, que encabeza la massista Cecilia Moreau. “La idea es que haya entre 30 y 60 expositores, divididos en 4 grupos de científicos, sanitaristas médicos, ético religiosos y juristas, que se van a ir turnando”, precisaron fuentes legislativas en contacto con EL DIA.

En paralelo, el proyecto de los Mil Días –que el Gobierno concibió como un contrapeso para hacer un gesto a la Iglesia católica- tendría dictamen en próximos 15 días, para tratar conjuntamente ambos temas en el recinto, se estima que antes de la Navidad. En la reunión de ayer también se acordó que se denunciarán penalmente los escraches a domicilios particulares de los diputados y las amenazas a s sus teléfonos celulares mientras esté en debate la legalización del aborto.

El Presidente también está interesado en que se apruebe la reforma judicial

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla