Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $101,77
Dólar Ahorro/Turista $167.92
Dólar Blue $184,00
Euro $119,61
Riesgo País 1587
Espectáculos |Su debut solista ya está disponible en las bateas
Luna Sujatovich: “Me di el gusto de hacer un disco con toda la paleta de colores”

Luna Sujatovich: “Me di el gusto de hacer un disco con toda la paleta de colores”

Luna Sujatovich, hija del arreglista Leo Sujatovich / Guido Adler

16 de Junio de 2021 | 02:21
Edición impresa

Luna Sujatovich lleva varios años colaborando con numerosos proyectos musicales, además de ser miembro fundamental de Los Brillantes, la banda de Coti. Pero en todos esos años, siempre latía dentro suyo “un deseo”, según afirma en diálogo con EL DIA, un impulso para lanzarse a la aventura en solitario, aceptar el desafío de ser la que lleva adelante un proyecto artístico. Por eso, explica, el lanzamiento de “Desafío guerrero”, su primer álbum, aparecido ayer en las bateas digitales, no lo pensó como un riesgo, como un salir de la zona de confort, sino que “nace de un deseo, de una búsqueda que me llevó a que me diera cuenta de que le quería dar prioridad a mi música”.

De hecho, uno de los primeros adelantos del trabajo, “En la mañana”, tenía ese espíritu de buscar, “nos invita a salir, a construir nuestro camino y a escuchar nuestra voz, la que no nos dice todo pero pide animarnos, animarnos a construir en el hacer, mirar para atrás y reconocer que la incertidumbre siempre ha estado, y que ella fue la leña que avivó el fuego para seguir adelante”.

Hija de Leo Sujatovich, emblemático compositor y arreglista de la escena nacional, y hermana de Mateo Sujatovich, cuyo proyecto musical Conociendo Rusia fue premiado por su último disco, Luna cuenta que “siempre me llamó mucho la atención el desafío de componer algo nuevo, siempre me llamó la atención lo nuevo, lo que todavía no existe, y siempre tuve muchas ganas de proponer en los proyectos en los que estuve, pero veía que al final toda esa energía terminaba en que quería hacer mi disco”.

Así que, finalmente, Sujatovich decidió arremangarse y lanzar su primer álbum, que bucea en las aguas del jazz, rock alternativo, folclore local y ritmos del Río de la Plata sin establecerse en ningún género. “En el disco hay un deseo de provocar, de sorprender”, dice al respecto, aunque es “una provocación que invita al que escucha, que le llama la atención”. 

El escucha encontrará que “cada canción tiene una impronta personal”, y Sujatovich explica que esto se debe a “las distintas influencias que he tenido en toda mi vida: me di el gusto de hacer un disco que tuviera toda la paleta de colores, en lugar de elegir un género”.

Por eso, todas las canciones son “distintas entre sí, cada canción es una postal de un paisaje distinto”.

Es en este sentido que “Desafío guerrero”, grabado en 2019, refiere al desafío de lanzar un primer disco solista, pero también, dice Sujatovich sobre el título, “el desafío de respetar las improntas de cada canción, de no querer homogeneizar”. De hecho, es un disco que desafía los sonidos imperantes en la actualidad, que no bebe de las tentadoras aguas de la música urbana, y que, como hiciera su hermano Mateo, recupera otros sonidos postergados hoy en la escena musical, sonidos de nuestro folclore, el rock y el pop nacional. 

“Hay algo de la reivindicación de la tradición, sí”, accede Sujatovich al respecto, y como ejemplo pone a “La niña”, tercera canción del álbum, una canción armónicamente desafiante pero, “volviendo al tema, tiene algo de sorpresa que invita, algo que dice ‘está bueno el folclore, no lo descuidemos’”. 

“Tampoco descuidemos el candombe, está bueno, otros ritmos también. Y es importante que se escuchen las diferencias. Porque a veces, esta necesidad de ser escuchado hace que te pliegues a la moda, a los géneros urbanos, y terminan contagiándote, contagiando tu música”, explica Sujatovich, una idea que retrotrae a su intención de no homogeneizar su música y “respetar la impronta de cada canción”. 

“Porque contagiarse a veces está bueno, pero a veces no, a veces está bueno bancarse que uno no forma parte de eso, y seguir hurgando en eso de lo que uno sí forma parte. Por ahí hay gente a la que no le importa mucho, pero para mi es clave ser genuino, y bancarse las buenas y las malas en esa”, opina.

Para Luna como para todos, es imposible deshacerse de su infancia, de su juventud rodeada de música, con una abuela profesora de piano que le enseñó desde pequeña el instrumento, con un padre colaborador de Spinetta, Charly y Fito, que empezó a pasarles discos de rock nacional, paradójicamente, cuando la familia se mudó a España: aquellos álbumes se volvieron a la vez un lazo con el hogar y una educación sentimental imposible de deshacer. “Nos empapamos de eso”, cuenta Luna, en referencia a su hermano y ella, que comparten en “Desafío guerrero” el único tema del disco que cuenta con invitados, “Esta noche”.

En su primer disco, Mateo dedicó a su hermana “La luna”, y “me pareció lindo”, cuenta Luna, “que él fuera parte de mi primer disco como yo formo parte del suyo, compartir ese primer momento de salir a la cancha con lo de uno”.

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla