Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Análisis

Maternaje

NATALIA TARDUCCI
Médica ginecóloga. Especialista en Medicina Reproductiva.

En los últimos años hemos asistido a un aumento de los casos de familias que se alejan del concepto tradicional formado por papá, mamá e hijos. Las mujeres solteras y las parejas homoparentales son algunos ejemplos.

Existen registros de la evolución de la reproducción asistida en la Argentina desde 1990, donde se realizaban en el país 941 casos de Alta Complejidad, según el Registro Argentino de Fertilidad. El año que se sancionó la primera ley provincial de FA (Nº 14.208) en la provincia de Buenos Aires se registraron 10.079 casos, y en 2013, con la sanción de la ley nacional (Nº 26.862) 12.527 casos. En tanto, en 2014 se realizaron 16.258, de los cuales 38% fueron por donación de alguna de sus gametas, 4.200 fueron por donación del óvulo, 1.789 con donación de semen y 163 por donación de las dos gametas.

Los datos preliminares para 2016 muestran que 71,296 bebés nacieron como resultado de 242,618 ciclos realizados durante ese año, en 377 clínicas miembros sociedad Americana de Medicina Reproductiva (ASRM), continuando con el aumento constante de la utilización de técnicas de reproducción asistida ART en los Estados Unidos.

Tendencias positivas en la práctica del ART se han traducido en mejores resultados para las madres y los bebés.

El uso de la transferencia electiva solo embrión aumentó a 42,2% en todos los grupos de edad en 2016, de 34,5 por ciento en 2015.

Menos embriones por transferencia condujeron a una reducción en los nacimientos múltiples de 2015 a 2016. De los bebés nacidos a partir de 2016 ciclos, 84% eran únicos, 15,6% eran gemelos, y 0.4% eran trillizos.

Si bien los datos muestran que las técnicas de reproducción asistida son muy eficaces, también muestran que la edad de un paciente femenino es muy importante para predecir el éxito final del ciclo en el que ella está usando sus propios óvulos.

Últimos datos de los resultados acumulados de 2015 mostraron que las mujeres menores de 35 años de edad tenían una probabilidad del 53,9% por ciclo de tener un nacimiento vivo usando óvulos propios, y esto se redujo a 3,9% para las mujeres mayores de 42 años (esto no era relevante en los ciclos de donación de óvulos).

La probabilidad promedio de un nacimiento vivo en un ciclo de donación de óvulos frescos que se dio fue más del 50% y más del 38% en un ciclo de donación de óvulos congelados.

 

  • + Vistas
  • + Comentadas

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...