Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
TRAS EL RECHAZO AL PROYECTO DE LEGALIZACIÓN EN EL SENADO

El Gobierno seguirá con el aborto en agenda: apunta a la despenalización

Busca eliminar las penas de cárcel para quienes interrumpan un embarazo. Quiere incluir la iniciativa en el nuevo Código Penal

El Gobierno seguirá con el aborto en agenda: apunta a la despenalización

“Son debates que van a continuar”, dijo ayer el presidente Macri desde la Casa Rosada/ Presidencia

La discusión por el aborto seguirá abierta en el país. Luego de que el Senado rechazara en la madrugada de ayer el proyecto para legalizarlo, ayer el Gobierno adelantó que impulsará ahora la despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo.

En un gesto que busca acercar posiciones tras una votación que se definió por apenas siete votos y en medio de una masiva movilización de mujeres que pedían la legalización, el presidente Mauricio Macri dijo ayer que el dbate por el aborto “va a continuar”.

La idea, trascendió, es incluir la despenalización en el proyecto integral de reforma del Código Penal sobre el que el gobierno viene trabajando desde hace tiempo y que se enviará, está previsto, el próximo 21 de agosto al Congreso.

Esa iniciativa de reforma elaborada por un panel de expertos a pedido del Ejecutivo propondrá que un juez pueda eximir de pena a la mujer que realice un aborto, que según el código penal vigente puede llegar a ser de cuatro años de prisión.

La posibilidad de avanzar hacia la despenalización cobró fuerza ayer en el marco de un encuentro que mantuvo el presidente Mauricio Macri y el jefe de Gabinete Marcos Peña con la prensa tras la histórica sesión que terminó en la madrugada.

En ese marco, el Gobierno descartó la posibilidad de convocar un referéndum por el tema, como propusieron legisladores del oficialismo.

“Buscamos un Código que tenga en cuenta todos los intereses de la sociedad argentina”, dijo Mariano Borinsky, juez que preside una comisión de magistrados y fiscales a cargo de redactar el contenido del proyecto de reforma. Por un lado, explicó, en casos de interrupción voluntaria del embarazo “a la mujer no se le va a aplicar una sanción, circunstancia que va a ser analizada por el juez en cada caso”.

La iniciativa contempla además la posibilidad de abortar en el caso de riesgo para la salud mental y cuando el embarazo haya sido producto de una violación.

Aunque en la actualidad se permite el aborto en los casos de violación y cuando hay riesgo para la vida o salud de la madre, el primero de los supuestos no se cumple en algunas provincias y por otro lado no están precisados cuáles son los casos de riesgo para la salud. El nuevo código busca rellenar esos vacíos.

En sintonía con esta iniciativa, Macri dijo a periodistas que el aborto y otros temas como la educación sexual son debates “que se van a seguir sucediendo porque los argentinos estamos entendiendo qué significa vivir en democracia, donde tenemos que aprender a escuchar al otro”.

En ese marco, el senador peronista Miguel Pichetto dijo que ellos acompañarán la despenalización pero que su bloque va a insistir con un proyecto que abarque “el problema integral de salud pública que supone el aborto”.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...