Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Información General |¿LA NUEVA NORMALIDAD?
Sexo con barbijo: difunden consejos para tener relaciones en cuarentena

Un estudio publicado por la Universidad de Harvard revela las precauciones que se deben tomar durante los encuentros sexuales en tiempos de coronavirus y aislamiento. Las opciones para quienes no están en pareja

Sexo con barbijo: difunden consejos para tener relaciones en cuarentena

Los expertos dicen que también las parejas estables deben cuidarse/web

4 de Junio de 2020 | 01:38
Edición impresa

Lejos del aluvión de nacimientos que muchos pronosticaban una vez superado el confinamiento, la cuarentena no parece llevarse muy bien con las relaciones sexuales. Así, al menos, lo dan a entender distintas encuestas en todo el mundo que vienen dejando al descubierto que el sexo en tiempos de coronavirus no es una de las opciones más elegidas. ¿Miedo? ¿Falta de oportunidades? ¿Falta de interés? Sea lo que sea, y acaso para intentar aportar algo más de certeza a un mundo que se ha vuelto muy incierto, un estudio publicado por la Universidad de Harvard arrojó como resultado que las parejas, además de tomar las tradicionales precauciones como el uso de preservativos, deberían utilizar tapabocas o barbijos mientras practican sexo. ¿Una ocurrencia bizarra o parte de la nueva realidad?

Si bien no existe evidencia de que el COVID-19 pueda propagarse a través de secreciones vaginales o semen, muchos de los funcionarios de salud aseguran que la masturbación es la forma más segura de mantenerse activos sexualmente durante la pandemia. Otros, en cambio, instan a las personas a encontrar “compañeros sexuales” para pasar la cuarentena. A ellos parecería estar dirigido el trabajo de Harvard, publicado en los últimos días en la revista Annals of Internal Medicine y donde se aconseja que las parejas tomen medidas preventivas en el dormitorio, incluido el uso de máscaras faciales.

“Está claro que si las personas conviven, ponerse tapabocas a la hora de compartir la cama y tener relaciones es un disparate”, opina, risueña, la sexóloga Clara Vidonez, para quien no resulta raro que la gente mantenga una baja frecuencia de relaciones sexuales, dado que “los niveles de preocupación y estrés fueron muy altos. Si alguien pensaba que esto iba a ser como unas vacaciones se equivocó. Es cierto que en otras circunstancias dramáticas hubo un incremento de las relaciones sexuales entre parejas establecidas, como fue el caso de las torres gemelas en 2001 -algo que siempre se pone de ejemplo-, pero en este caso la incertidumbre fue mayor, y a la preocupación sanitaria hay que sumarle además la angustia económica. Si uno observa las encuestas en distintas partes del mundo observa que la baja en la frecuencia de relaciones sexuales es un fenómeno bastante extendido. Y de alguna manera lógico, dado que hablamos de estados psicológicos que claramente no favorecen la sexualidad”.

Concretamente, el trabajo de Harvard hace hincapié en la importancia del uso de la mascarilla si se practica sexo con personas desconocidas, el escenario más arriesgado. Si se mantiene relaciones esporádicas, los investigadores recomiendan, además de ponerse el tapabocas, no dar besos, evitar en lo posible el flujo de fluidos corporales como semen y orina, asearse antes y después de las relaciones, y desinfectar la cama o el lugar donde se ha realizado el acto con alcohol o jabón.

Lo curioso es que el estudio también centra el foco en el sexo entre parejas habituales, que aún siendo más seguro, también conlleva riesgos. Un miembro de la pareja puede haber contraído la enfermedad o ser simplemente asintomático y contagiar al otro sin enterarse, plantea el trabajo de los investigadores. Siguiendo esa lógica, los científicos señalan que “la abstinencia es la medida más segura” para mantenerse a salvo de un posible contagio.

En el estudio, es bueno aclarar, los investigadores clasifican los escenarios sexuales en función de la probabilidad de que las personas contraigan coronavirus mientras tienen relaciones. Aquellos en el extremo inferior de la escala incluyeron la abstinencia (no tener relaciones sexuales en absoluto) y la masturbación, mientras que el sexo con personas de su propio hogar y los de otros hogares se determinó que eran actividades de “alto riesgo”.

El doctor Jack Turban, investigador principal del estudio, dijo: “Para algunos pacientes, la abstinencia total de la actividad sexual en persona no es un objetivo alcanzable. En estas situaciones, tener relaciones sexuales con personas con las que se ponen en cuarentena es el enfoque más seguro”.

En el medio de la abstinencia y el sexo, los especialistas consideraron como una actividad “óptima durante la pandemia” la de mantener sexo virtual o remoto. “Conlleva un balance entre la posibilidad de tener intimidad afectiva y resguardarse de los contagios”, explicaron.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $194.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla