Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $87,17
Dólar Ahorro/Turista $143.83
Dólar Blue $150,00
Euro $103,25
Merval 0,00%
Riesgo País 1429
El Mundo |El agresor, de origen tunecino, fue baleado por la policía y quedó hospitalizado
Atacante solitario mató a tres personas en una iglesia de Niza

Antes de arremeter a cuchillazos contra las víctimas, gritó “Alá es el más grande”. Estupor y alerta máxima en un país, que elevó los niveles de seguridad. El acusado tiene 21 años

Atacante solitario mató a tres personas en una iglesia de Niza

después del atentado en niza, en los alrededores de la iglesia, se montó un fuerte dispositivo de seguridad/AP

30 de Octubre de 2020 | 01:41
Edición impresa

NIZA, FRANCIA

Tres personas murieron, una de ellas degollada, en un ataque con cuchillo en una iglesia de Niza, en el sureste de Francia, que el presidente Emmanuel Macron tachó de “ataque terrorista islamista”.

El agresor, un migrante tunecino de 21 años que llegó al país a inicios de mes tras pasar por la isla italiana de Lampedusa, irrumpió hacia las ocho de la mañana (tres horas menos en Argentina) con un arma blanca en la basílica de Notre-Dame.

La ciudad, de la Riviera Francesa, hace 4 años ya había sido blanco de un ataque yihadista, que dejó 86 víctimas.

El atacante, que según una fuente próxima a la investigación se llama Brahim Aouissaoui, gritó varias veces “Alá Akbar” (Alá es el más grande). Fue herido por al menos seis disparos durante la intervención policial y actualmente se encuentra hospitalizado.

Dos de las víctimas fueron asesinadas dentro de la basílica: una mujer de edad avanzada que fue degollada por el atacante que intentó decapitarla y el sacristán de la basílica, un laico de 45 años, casado y padre de dos niñas.

La tercera víctima, una mujer de unos cuarenta años gravemente herida, logró huir a un bar vecino, pero murió poco después, indicaron fuentes policiales.

“Digan a mis hijos que los amo”, logró decir antes de fallecer, según algunos testimonios.

El joven tunecino había llegado a Lampedusa, puerto habitual para los inmigrantes indocumentados, a finales de septiembre.

Fue puesto en cuarentena por las autoridades italianas, y luego en libertad con orden de abandonar el territorio. Llegó a Francia a principios de octubre.

A mediados de mes, el profesor de historia Samuel Paty fue decapitado por un refugiado ruso checheno por haber mostrado a sus alumnos en una clase de libertad de expresión caricaturas del profeta Mahoma. Fue el disparador de tanta locura.

Por este caso, el gobierno francés decidió elevar el nivel de seguridad en todo el país a “urgencia atentado”, que corresponde a un estado de vigilancia máxima.

El atentado provocó que “la emoción del país esté en su apogeo”, declaró el primer ministro Jean Castex, según el cual, “después de la libertad de expresión, (...) es hoy la libertad de culto y la libertad de conciencia, las que están siendo atacadas”.

Daniel Conilh, un camarero de una cafetería cercana a la iglesia, contó los minutos de pánico que se vivieron tras el ataque.

“Una señora vino directamente de la iglesia y nos dijo ‘¡corran, corran hay alguien que atacó (con un cuchillo), va a haber disparos, hay gente muerta’! Hubo una ola de pánico (...) oímos muchos disparos”.

“Vi al tipo (el atacante) entrar en la catedral. Después, oí muchos disparos”, dijo Aurélien Thiebaut, otro testigo presencial.

Fuera de Francia se multiplicaban las reacciones de condena en la estela del Vaticano, que consideró que “el terrorismo y la violencia nunca pueden ser aceptados” (ver aparte).

Turquía, que ha criticado con severidad la publicación de caricaturas del profeta Mahoma en Francia, también condenó “enérgicamente” este ataque “salvaje” y expresó su “solidaridad con el pueblo francés”.

Desde el Sagrado Corazón de París a la Iglesia de Talence en Burdeos, las campanas de todas las iglesias de Francia repicaron a las dos de la tarde en homenaje a las víctimas.

escalada de Locura

Otros incidentes o ataques ocurrieron ayer en las ciudades francesas de Lyon, donde la Policía detuvo a un afgano armado con un cuchillo, y de Aviñón, donde agentes mataron a tiros a un hombre que los amenazó también con un cuchillo.

Además, un guardia del consulado de Francia en la ciudad saudita de Yeda fue herido a puñaladas por un ciudadano saudita que fue detenido.

Francia, cabe destacar, es azotada por atentados terroristas de gran impacto desde 2015, cuando un ataque yihadista el 7 de enero contra el semanario satírico Charlie Hebdo dejó 12 muertos.

El 13 noviembre del mismo año un comando yihadista perpetró ataques coordinados en París que dejaron 130 muertos.

Actualmente tiene lugar el juicio en París el juicio por el atentado contra Charlie Hebdo, en el que murieron algunos de los caricaturistas más célebres de Francia.

Coincidiendo con la apertura del juicio, el semanario volvió a publicar las caricaturas de Mahoma que le habían convertido en blanco de los yihadistas, lo que le valió condenas en el mundo musulmán. (AFP)

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla