Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Pacíficos cacerolazos anoche en La Plata y en otras ciudades del país

En La Plata tuvo lugar anoche, y hasta bien entrada la madrugada de hoy, un cacerolazo espontáneo que congregó a alrededor de 2.000 personas que, sin pancartas ni identificaciones partidarias, coparon pacíficamente la esquina de 7 y 50 para manifestar su protesta contra la reforma a la ley previsional y “la represión”, que se produjo ayer por la tarde en las inmediaciones del Congreso nacional.

En su mayoría jóvenes profesionales, estudiantes y empleados de la administración pública y del sector de la Salud, los participantes de la protesta platense se congregaron a través de cadenas de redes sociales o de WhatsApp en la tradicional esquina platense golpeando sus cacerolas, en una escena que hizo recordar a otras etapas no tan alejadas de la historia argentina. Unos pocos, levantaron barricadas a la altura de calle 7 esquina 49, y en 7 entre 50 y 51, para prevenir la llegada de vehículos policiales, que discretamente se ubicaron en 7 a la altura de la Legislatura, pero sin intervenir.

Si bien la protesta se realizó en absoluta calma, no faltaron algunas consignas espontáneas contra el Gobierno nacional. Una pancarta colgada en uno de los laterales del Pasaje Dardo Rocha rezaba: “Yo no voté a Macri”. Pero más allá de estos detalles, no se registraron hechos de violencia, como sucedió a la tarde en las inmediaciones del Congreso. Los asistentes consultados por este medio manifestaron haber concurrido de manera independiente ante la convocatoria por las redes sociales. También en algunos barrios, como Sicardi, y en la zona Norte, se reprodujeron los cacerolazos.

Algo semejante sucedió en diversas ciudades del país, como en Rosario, Córdoba, Mar del Plata entre otras, también en protestas pacíficas y espontáneas, que congregaron a miles de manifestantes. Al mismo tiempo, las calles de Buenos Aires, incluso en las cercanías del Congreso de la Nación, volvió a cubrirse por la noche por columnas de manifestantes golpeando sus cacerolas. Lo mismo que en zonas céntricas como por ejemplo en las calles Corrientes y Medrano, Scalabrini Ortiz, y en otros sectores del Centro, Palermo y otros barrios porteños. También en Olivos hubo protesta.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...