Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Respuestas aisladas y sin coordinación por parte de la cartera educativa y el Consejo Escolar

Los padres se ponen al frente de los reclamos por las escuelas en mal estado

Los problemas edilicios tardan en solucionarse y en muchos colegios intentaron volver a clases tras sacar los medidores de gas. Fue peor: comenzaron las protestas, que se extenderán durante la jornada de hoy

En Melchor romero los padres exigieron soluciones para la escuela 39, jaqueada por los problemas edilicios y la inseguridad / demián alday

Sin clases en 517 y 173 por una filtración y encima, vandalizados

En la Escuela 8 de Diagonal 74 y 57 se movilizan por el mantenimiento

Lejos de apaciguarse, los reclamos por los graves problemas de infraestructura en las escuelas, que se dispararon luego de la tragedia de Moreno, se profundizan día tras día tanto en la Provincia como en la Ciudad.

La falta de coordinación y planificación a la hora de atender a los establecimientos educativos, fundamentalmente por deficiencias en las instalaciones de gas, generó confusión e incertidumbre en las comunidades escolares. En ese contexto, ayer comenzaron a quitarse los medidores en algunas escuelas y, acto seguido, las habilitaban para que se reinicien las clases. Fue entonces cuando los padres salieron con los tapones de punta. Dijeron que sin garantías de seguridad para sus hijos no los enviarán al colegio y organizaron manifestaciones de protesta.

En la Escuela Primaria Nº 39 de Melchor Romero, situada en 517 y 173, ya estaban suspendidas las clases desde el martes. Como si fuese poco, ayer a la madrugada entraron a robar y, además, a provocar destrozos de todo tipo.

“Los vándalos arrojaron la leche de los niños al suelo e hicieron lo mismo con las frutas, verduras y otros alimentos que se encontraban en las heladeras y en las estanterías. Además, en otros sectores rompieron el mobiliario. Fue más vandalismo que robo”, contaron en el colegio.

Por la tarde, a las 17, los padres de esa comunidad escolar cortaron la avenida 520 para protestar por “las pésimas condiciones edilicias” de la escuela y por la “inseguridad”.

Protestas en serie

Hoy habrá, como mínimo, cuatro protestas en distintos puntos de la Ciudad.

Una se realizará en la Escuela Primaria Nº 8 de diagonal 74 y 16.

En Los Hornos, a las 7,30, padres, docentes y alumnos de la Escuela Técnica Nº 3 de 63 y 139 llevarán a cabo un abrazo simbólico al edificio.

Magalí, una madre del colegio, contó que “hoy (por ayer) cortaron el gas. También la energía eléctrica en algunas secciones, ya que a causa de las filtraciones de agua que se producen cada vez que llueve, no hay seguridad” para los estudiantes.

La mujer recordó asimismo que la planta alta corre “riesgo de derrumbe” de acuerdo a un antiguo informe de la dirección de Infraestructura de la cartera educativa bonaerense, “pese a lo cual nadie hizo nada”, enfatizó.

Otra escuela técnica que será “abrazada” durante la jornada, más concretamente al mediodía, será la Nº 2 de 6 y 51, en Villa Elisa, también a raíz de los problemas de infraestructura que presenta el inmueble, así como por cuestiones estrictamente educativas y otras relacionadas al servicio alimentario, indicaron profesores de la institución del norte platense.

Por otro lado, madres y padres del Jardín de Infantes Nº 989, ubicado en 65 y 153, realizarán a las 12 un “pintorazo” para reclamar el arreglo de las cloacas, las pérdidas de gas y las filtraciones de agua.

El edificio del jardín, para colmo, es nuevo. Fue inaugurado este año y, por lo visto, “a las apuradas” para dar respuesta a la gran demanda de vacantes en el nivel inicial. De hecho, cuenta con 320 niños y niñas.

“Pareciera que somos los olvidados. Las autoridades de la Provincia y del Municipio se tiran la pelota, pero lo cierto es que nadie hizo ni hace nada. Es lamentable que los chicos sigan perdiendo clases”, puntualizó una mamá.

El establecimiento no funciona desde el lunes, cuando se suspendieron las actividades por problemas con el gas. Ayer, en la puerta del edificio, los padres colocaron un gran cartel hecho a mano que rezaba: “Vidal, Garro, este jardín también puede explotar”.

Sacan medidores

Como se dijo, ayer comenzaron a quitar medidores de varias escuelas y, luego, a decirle a los padres que se retomaban las clases. También intentaron reiniciar las actividades en establecimientos donde ya habían sacado los medidores y no habían solucionado los problemas. La reacción no se hizo esperar.

En la Escuela 59 de Villa Elvira, 48 horas después de que se detectara una fuga de gas y que la empresa Camuzzi Gas Pampeana retirara el medidor, las autoridades provinciales y los padres se enfrentaron respecto del regreso a clases. Anteayer realizó una inspección el área de Infraestructura de la dirección de Educación provincial, y el inspector dijo que estaban dadas las condiciones para volver a clases. Padres y maestros pusieron el grito en el cielo: “Todavía no está garantizada la seguridad de los chicos”, subrayaron.

En el mismo sentido, madres de la Escuela 50 de Los Hornos acordaron no enviar a sus hijos “hasta que las autoridades de la Provincia nos digan, por escrito, que garantizan su integridad”. El lunes habrá una importante protesta en torno a ese edificio, situado en 142 y 70.

En tanto, Guillermo, abuelo de un alumno de 8 años de la escuela 102 de 7 y 32 contó ayer a la tarde que “desde el martes no hay clases por pérdidas de gas y hasta ahora nadie hizo nada. Esto es vergonzoso”. La lista de problemas sigue. Y es muy, pero muy extensa.

 

  • + Vistas
  • + Comentadas

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...