Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Panorama local

El oficialismo y la oposición, en la espera más inquietante

Laura Romoli

lromoli@eldia.com

El mar de posibilidades que podría dibujar el próximo escenario electoral en La Plata por estas horas supera a oficialistas y opositores, que, con prudencia, sólo se aferran a los discursos más generales sobre la coyuntura local. El punto es que si bien la decisión de que las elecciones en la Provincia sean en octubre clarificó algunas incógnitas, la incertidumbre sobre si habrá o no PASO y lo incierto del devenir de algunos posibles armados confluyen en la conclusión general de que para definiciones “éste no es el momento”.

Lleva esto a que, por un lado, los principales dirigentes platenses mantengan un delicado statu quo a la espera de señales de sus referentes nacionales, pero, por otro, a mantener viva su manifestación de querer pelear la próxima elección. Varios miembros del arco opositor muestran una fuerte presencia en redes sociales y en actividades públicas para ganar instalación: desde los peronistas Guillermo Escudero, Luciano Sanguinetti y Lorena Riesgo, y el dirigente del GEN Gastón Crespo, hasta los kirchneristas Florencia Saintout, Victoria Tolosa Paz y Gastón Castagneto. Y mientras en Unidad Ciudadana y el PJ el reclamo se vincula al pedido de internas, en los espacios que conformarían Alternativa Federal todo se ciñe al devenir de los acuerdos a los que se arriben a nivel nacional. Y para eso falta mucho, recién en junio, cuando se cristalicen oficialmente los cierres de frentes, habrá “orden y certezas”.

Por eso, a esta altura a toda la oposición platense le cabe una misma frase: “No está claro quiénes son candidatos sino quiénes podrían llegar a ser”. Eso mantiene a todos “indefinidos” pero “activos” y con un discurso que comparte las críticas a las subas de tarifas, la crisis en la producción y la generación de empleo. Pero si bien en esos temas son coincidentes, el armado de una agenda común en esta etapa de predefiniciones parece casi imposible. Al menos, ése fue el panorama de fractura que en el Concejo Deliberante dejó la intentona de hace unas semanas para ungir al peronista Pedro Borgini como titular de ese cuerpo y que el Intendente desactivó.

EN EL OFICIALISMO

Independientemente de lo que resulte de la puja de un grupo de intendentes del PRO -entre los que se encuentra Julio Garro- para eliminar las PASO de agosto, en el oficialismo la certeza la establece la apuesta por la reelección del jefe comunal, que ya se muestra asiduamente en actos con la gobernadora y en distintas actividades de precampaña.

Sin embargo, en el campamento de la alianza gobernante local las dudas se plantean en torno al carácter que tendrá el armado de las listas. En la UCR aspiran a conservar entre “dos y tres” bancas de concejales y dos consejeros escolares, pero también reclaman que no se reedite el mismo armado de candidatos a legisladores provinciales que en 2015, cuando los tres senadores que ingresaron a la Legislatura pertenecieron al PRO y plantearon que uno de ellos sea del partido centenario. Para apaciguar pasiones el Intendente convocará en los próximos días a un encuentro de la mesa local de Cambiemos. Allí se verían las caras amarillos, lilitos y radicales, aunque en varios casos no estarían los mismos referentes que participaban de esas reuniones en 2016. ¿Serán los sectores díscolos que aún se autoproclaman en Cambiemos invitados al convite?

 

Conectate con lo que te interesa
"La verdad construye diálogos objetivos."
Formá parte de la verdad.
Suscribite.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...