Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Milicias chavistas atacaron a tiros la camioneta de Guaidó

El líder opositor no viajaba en el vehículo. El grave incidente, que no dejó heridos, ocurrió cuando una caravana con legisladores se dirigía a la Asamblea Nacional (parlamento)

Milicias chavistas atacaron a tiros la camioneta de Guaidó

El vidrio trasero destruido y un impacto de bala en la camioneta blindada de Guaidó / TWITTER

16 de Enero de 2020 | 02:25
Edición impresa

CARACAS

Diputados de la mayoría opositora del Parlamento de Venezuela sesionaron ayer en un anfiteatro en las afueras de Caracas, después de denunciar ataques con armas de fuego cuando intentaban llegar en automóviles al Palacio Legislativo, incidentes en los que no se registraron heridos.

“Hay un disparo en la ventana del conductor de mi vehículo”, declaró a la prensa antes de la sesión Juan Guaidó, jefe parlamentario reconocido como presidente encargado de Venezuela por medio centenar de países, encabezados por EE UU. “Es un atentado” de “la dictadura”, expresó.

Guaidó, en pugna por el poder con el gobernante socialista Nicolás Maduro, no estaba en el auto.

Diputados opositores denunciaron que grupos civiles afines al chavismo, llamados “colectivos” (una especie de milicias armadas), dispararon contra ellos cuando se dirigían en una caravana de vehículos hacia la sede de la unicameral Asamblea Nacional, cercada por cientos de militares y policías.

“Fuimos agredidos con piedras y palos y luego dispararon”, declaró la legisladora Delsa Solórzano, que integraba una comisión para comprobar lo que Guaidó y sus aliados calificaron como un “secuestro” del Parlamento. “Colectivos armados disparan contra nosotros”, había escrito Solórzano en Twitter durante los incidentes.

La Asamblea Nacional, que difundió fotos de una camioneta con vidrios destrozados, decidió entonces mudar la sesión a un anfiteatro en El Hatillo, en el este de la capital venezolana. “Este 2020 debe y tiene que ser el año de las realizaciones”, afirmó Guaidó al cerrar la sesión. Expulsar a Maduro del poder “sigue siendo tarea pendiente”, añadió.

El diputado Juan Pablo Guanipa divulgó en Twitter un video en el que se ve a un hombre golpeando con un cono de tránsito la ventana trasera de una camioneta y después a otro individuo lanzando una piedra que lo quiebra.

Guaidó había convocado a sesión en el Palacio Legislativo para ayer con motivo del Día del Maestro, en momentos en los que los docentes reclaman mejoras ante bajos salarios y pobres condiciones de trabajo.

Sin embargo, el presidente de la oficialista Asamblea Constituyente que rige en el país, Diosdado Cabello, llamó a una sesión de ese órgano en ese sitio el mismo día y a la misma hora. “Vamos a sesionar cuantas veces sea necesario para proteger estos espacios”, dijo Cabello durante una breve reunión de los constituyentes y volvió a convocarlos para hoy jueves. “El centro de Caracas” es “territorio liberado”, agregó.

El oficialismo desconoce las decisiones del Parlamento, declarado en desacato en 2016 poco después de que la oposición asumiese su control. La Constituyente tomó en la práctica sus atribuciones.

Por su parte, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) denunció agresiones -incluyendo robos- de “colectivos y seguidores del madurismo” contra periodistas. “Si nos impiden, como han venido haciendo, el acceso (...), sesionaremos en cualquier parte”, había señalado el congresista Carlos Prosperi antes de la convocatoria a sesión en El Hatillo.

Guaidó fue ratificado el 5 de enero por 100 diputados como jefe del Parlamento, cargo desde el cual reclamó la presidencia interina hace un año luego de que el Legislativo declarara “usurpador” a Maduro acusándolo de haber sido reelegido fraudulentamente en 2018.

Ese día, un congresista que rompió con el líder opositor en diciembre después de ser acusado de corrupción, Luis Parra, fue proclamado en paralelo como presidente de la Asamblea Nacional con respaldo chavista, en una sesión sin Guaidó y otros legisladores, a quienes les bloquearon la entrada.

UN ESCENARIO COMPLEJO

Hace tiempo que el paisaje político de Venezuela -donde hace casi un año que dos hombres distintos se presentan como presidente del país- es un panorama complejo. Pero la situación se acerca más al caos absoluto con la confusión sobre quién está a cargo de la Asamblea Nacional.

El líder opositor Guaidó, respaldado -como se dijo- por EE UU, parecía haber conservado el control de la Asamblea Nacional tras un incidente en el que se le impidió físicamente entrar en el edificio, en un aparente intento de arrebatarle el control de la cámara (si hasta se designó un nuevo jefe legislativo, Luis Parra, cuya asunción sin quórum y llena de irregularidades recibió el repudio internacional, mientras que Guaidó fue finalmente reelecto al frente del hemiciclo durante una sesión con quórum realizada en el diario El Nacional). El Congreso es la única rama del gobierno de Venezuela que sigue fuera del alcance del gobierno socialista de Nicolás Maduro.

La oposición ganó en 2015 de forma abrumadora el control de la Asamblea Nacional, en un indicio de que muchos votantes rechazaban las políticas socialistas de Maduro iniciadas por su predecesor, Hugo Chávez. Desde entonces, las voces críticas con Maduro dicen que el gobierno ha intentado socavar la autoridad de la cámara legislativa. En 2017, Maduro despojó a la asamblea de su poder y creó la Asamblea Nacional Constituyente para ejercer sus funciones.

Aunque la Asamblea Nacional se quedó con poco poder real, tiene importancia simbólica por ser el último bastión que conserva la oposición. Maduro ya controla las otras ramas del gobierno, incluidos el Tribunal Supremo, la comisión nacional electoral y la fiscalía. También controla el Ejército, lo que le garantiza mantenerse en el poder pese a su impopularidad entre la población en medio de una crisis histórica en la antes rica nación petrolera. (AFP y AP)

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Multimedia

El vidrio trasero destruido y un impacto de bala en la camioneta blindada de Guaidó / TWITTER

“Quedó develada la dictadura. Ellos (por el gobierno de Maduro) quieren seguir exponiéndose de manera brutal como lo que son, unos dictadores. Las Fuerzas Armadas han sido cómplices de los colectivos, los paramilitares, en esta emboscada” Juan Guaidó

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla