Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $83,21
Dólar Ahorro/Turista $137.30
Dólar Blue $181,00
Euro $95,10
Merval 0,00%
Riesgo País 1435
Espectáculos |Estreno en la pantalla chica
“The Playbook”: la serie que junta a LeBron con Mourinho, señal de los tiempos que corren

El deporte suma sus contenidos a las plataformas on demand pero, ¿dónde encontrar los momentos genuinos?

“The Playbook”: la serie que junta a LeBron con Mourinho, señal de los tiempos que corren

Jose Mourinho, uno de los protagonistas de “The Playbook” / Netflix

21 de Septiembre de 2020 | 02:03
Edición impresa

“The Playbook”, serie documental sobre cinco grandes entrenadores, se estrena mañana en Netflix, para engordar la cada vez más vasta oferta de documentales deportivos, que son hoy ya un subgénero propio. Mucho tiene que ver que el documental televisivo y periodístico encontró una segunda vida gracias a las plataformas, tras agonizar en los canales de cable que nadie mira, y en el camino a algún curador de las principales plataformas se le encendió la lamparita: si lo que se buscaban era nuevos suscriptores, ¿qué mejor que producir contenido en este formato de bajo costo sobre el deporte rey, la pasión de multitudes? ¿Qué mejor que tentar a los hinchas con series de sus equipos para que se sumen a la suscripción?

Así aparecieron series y películas de River, Boca, Juventus, Manchester City, Tottenham, Leeds, Barcelona… y en algún momento, a los propios clubes y jugadores se les encendió la lamparita: el deporte es hace rato una rama más del entretenimiento, que no compite solo contra otros deportes sino contra el cine, las series, cualquier forma de entretenimiento que atrape al espectador. Los mismos clubes empezaron a producir sus series, y lo que ya eran formatos documentales fuertemente editados y lavadas, se convirtieron, directamente, en parte del merchandising de la “marca”. Sea un club o un jugador, todos los grandes tienen su propio documental.

A tal punto es esto hoy fundamental en la vida de deportistas e instituciones, que cuando LeBron James decidió mudarse a Los Angeles para seguir allí su carrera, muchos señalaron que lo que lo tentaba del equipo angelino no eran tanto las posibilidades deportivas como las que ofrecía estar en el corazón de la industria audiovisual.

Muchos señalan que esa alianza comenzará con “Space Jam 2”, reedición del clásico bizarro que tuvo a Michael Jordan en la pantalla; en realidad, LeBron y Hollywood llevan un tiempo ya noviando: el basquetbolista debutó como actor en la muy buena “Trainwreck”, pero, más importante, lleva ya varios años produciendo series y documentales, la mayoría de ellos ligadas al deporte. Ese, y no el de estrella de cine, es el rol que busca para su futuro.

LeBron acaba de estrenar en Disney+, justamente, una serie de cortos documentales sobre cómo ciertas personalidades se convirtieron en estrellas (“Becoming”), y ahora firma “The Playbook”, serie que dedica unos 30 minutos a cada uno de los cinco entrenadores protagonistas: José Mourinho; Doc Rivers, técnico de los Clippers; Jill Ellis, la entrenadora de más éxito del fútbol de EE UU; Patrick Mouratoglou, técnico de Serena Williams; y la entrenadora de baloncesto Dawn Staley.

No hay, desde ya, grandes confesiones en estos episodios: se trata más de retratos fugaces, con aroma a revista de domingo, que de inmersiones en la filosofía, la técnica y el arte del entrenar. Llevan la marca del documental creado para plataformas on demand, profesionales, bien vestidos, pero creados para un público masivo, es decir, para todos y para nadie.

La forma, desde ya, no determina la calidad: hay buenos entrevistadores y malas entrevistas, hay historias contadas de forma mecánica y relatos narrados con atención, producciones que a pesar de su fugacidad (plantar la cámara, preguntarle al protagonista, salir y editar) consiguen relajar al entrevistado, indagar, captar momentos, detalles. Hay formas también que permiten explotar mejor el formato: “Greatness Code”, serie de cortos que mezcla animación y entrevistas a grandes atletas (entre los cuales estaba LeBron) apuntó a contar, en ocho minutos, el momento cúlmine de esas biografías deportivas, en primera persona. Abarca poco, aprieta mucho.

Es decir: todo formato tiene sus límites. Recientemente, Netflix estrenó “Matchday”, serie documental sobre el Barcelona, producida por… Barcelona. ¿Cómo esperar grandes revelaciones si el club está controlando lo que se muestra de él mismo? Algo más muestran las series que no son producidas por los clubes mismos, como la reciente temporada sobre el Tottenham de la saga “All or nothing” (está en Amazon).

Lo mismo con la caterva de series de entrevistas a grandes personalidades: entre las respuestas políticamente correctas, el casete que graba cada deportista al inicio de su carrera, seguramente gracias al carisma de los entrevistados y la pericia de los entrevistadores se escapan los momentos genuinos. Y el espectador ocasional encontrará allí buenas historias. Al que busque algo más, sin embargo, le costará encontrarlas por esos lados.

“The Playbook”, serie sobre cinco grandes entrenadores, se estrena mañana en Netflix

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla