Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Escándalo en la seccional sexta

La denuncia contra el subcomisario de Tolosa puso en la mira a más policías

Asuntos Internos sospecha que “no se trata de un caso aislado”. “Tony” Núñez fue desplazado de la fuerza e imputado en una causa, por la que todavía no hay detenidos. Los vecinos quieren que se investigue a fondo

La denuncia contra el subcomisario de Tolosa puso en la mira a más policías

por la comisaría que funciona en 1 entre 528 bis y 529 desfilaron ya 17 comisarios en 5 años/gonzalo calvelo

“Nos parece perfecto que se haya hecho lo que se hizo, pero también nos preguntamos cuánto tiempo tuvo que pasar antes de que sucediera esto”, reflexionó ayer Pablo Pérez, integrante de la Asamblea de Vecinos de Tolosa, a la luz del escándalo que estalló con la denuncia que el comisario Hernán Arnau hizo contra quien era hasta entonces su segundo en la seccional Sexta, Antonio “Tony” Núñez, por “colaborar” con delincuentes afincados en la zona.

En la Auditoría General de Asuntos Internos (AGAI) resuenan por estas horas interrogantes parecidos, sobre todo teniendo en cuenta que hace menos de un año un subteniente del Comando de Patrullas también se quedó afuera de la fuerza sospechado de garantizarle municiones y las calles de Tolosa liberadas a la llamada “banda del gordo Martín”, para que tuvieran con qué robar y hacerlo sin sobresaltos.

En aquel momento -entre mayo y junio del año pasado- hubo una andanada de robos de motos y autos en la jurisdicción, con la particularidad de que ocurrían en los días pares, aquellos en los que, “casualmente”, este ex policía estaba de turno. Aunque el acusado era del Comando de Patrullas, el barro salpicó también a quien era jefe de la Sexta en aquel momento, Juan Claure, apartado del cargo como medida previa al desembarco de Arnau y Núñez.

¿Esta presunta ligazón entre policías y ladrones se limita, ahora, al subjefe o hay más implicados?

El fiscal Marcelo Romero (UFI 6) ya le comunicó a Núñez su imputado en esta causa a la que resta definirle la carátula, para lo cual analiza los elementos que le entregó Asuntos Internos y tiene previsto pedir varias declaraciones testimoniales.

“Tony”, por el momento, sigue libre, pese a que su propio jefe informó que “testimonios de vecinos de la zona del denominado Barrio Nuevo” lo señalan en “connivencia con personas de mal vivir de ese barrio, quienes se dedicarían al robo automotor y comercialización de estupefacientes en jurisdicción de la seccional, facilitándoles información para poder efectuar sus actividades ilícitas”.

“Cuando fue el operativo de la Policía Federal (en abril de 2018) dijimos que quienes vendían droga en el barrio seguramente habían sido alertados por alguien”, recordó ayer Pablo Pérez, indignado por la irrisoria cantidad de droga que lograron incautar a largo de casi un mes de presencia en El Mercadito.

Aquel operativo se apostó en la zona de 120 y 520, con una suerte de campamento que incluyó móviles, efectivos fuertemente armados y hasta un carro blindado y que se levantó a los 20 días, después de secuestrar “159 gramos de cocaína y 600 de marihuana. Esto es literal”, aportó Pérez. Con semejantes antecedentes AGAI no quiere quedarse “con la idea de que lo de Núñez es un caso aislado”, reconoció a este diario su titular, Guillermo Berra, por lo que en los próximos días podrían adoptar más medidas.

“Tony” llegó a Tolosa en agosto pasado proveniente de El Peligro. Antes estuvo varios años como jefe de calle en la comisaría tercera de Los Hornos, donde, entre otros, acompañó a Sebastián Cuenca, uno de los comisarios que está siendo juzgado por los sobres con dinero en la Departamental. Arnau se convirtió en jefe de la Sexta también en agosto, tras comandar el destacamento de Arana. El esquema normal de jefe y sub jefe de la comisaría duró hasta hace dos meses, cuando el titular de la seccional resolvió enviar a “Tony” al control del turno de la noche, lo que le restaba poder e información.

La situación comenzó a precipitarse en enero, con una ola de asaltos a automovilistas en la zona de 510 a 32 y 112 a 13. Por algunos de esos hechos detuvieron, días atrás, a tres chicos de entre 13 y 16 años, lo que condujo la investigación a un “especialista” en ponchear y cortar coches, quien reclutaría menores para “mandar un mensaje a la Policía”, en sociedad con otro ex convicto de la zona que no estaría “contento” con la actual gestión.

A Núñez se lo involucra en la denuncia por cultivar una amistad prohibida con uno de estos sospechosos.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

  • + Vistas
  • + Comentadas

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...