Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
DEFINICIONES DEL PRECANDIDATO ELEGIDO POR LA EX MANDATARIA

“Ni yo soy Cámpora ni Cristina es Perón”, aseguró Alberto Fernández

Un día después del sorprendente anuncio, dijo que “el Presidente es el que toma las decisiones” aunque no prescindirá de la ex jefa de Estado. Así buscó tomar distancia del calificativo de “títere” si llega a la Rosada

“Ni yo soy Cámpora ni Cristina es Perón”, aseguró Alberto Fernández

Alberto Fernández volvió a hablar de la fórmula con Cristina/archivo

El precandidato presidencial Alberto Fernández advirtió que él no es Héctor Cámpora “ni Cristina (Fernández de Kirchner) es (Juan Domingo) Perón”, y aseguró que si resulta electo jefe de Estado en los comicios generales “tomará las decisiones pero sin prescindir” de la ex mandataria.

“Ella lo sabe porque un día renuncié y estuve diez años confrontando políticamente”, remarcó Fernández en una entrevista que publicó ayer el diario Página/12 y reiteró por la mañana en la puerta de su vivienda.

De esta forma, el ex jefe de Gabinete salió al cruce de quienes pretenden establecer un paragón histórico entre Cámpora, candidato ganador del Frejuli en las elecciones del 11 de marzo de 1973, y Perón, el líder del justicialismo que, tras 18 años de proscripción del movimiento que fundó, propuso a este dirigente para una Presidencia que se extendió por 73 días.

En sus primeras palabras como presidenciable, el kirchnerista Alberto Fernández, a quien la ex presidenta Cristina Fernández acompañará en la fórmula como vicepresidenta, lo tuvo claro para definirse: “Es como tener a Messi y yo soy el nueve (delantero centro) que hace los goles”.

Casi como en la presentación de un futbolista en su nuevo equipo durante el mercado de fichajes, Alberto Fernández se definió como un hombre con la personalidad suficiente como para “tomar decisiones” y negó de plano las voces que apuntan a que es un simple “títere” de Cristina.

El precandidato presidencial regresaba de pasear a su perro cuando los medios ayer lo abordaron a las puertas de su casa para que diera sus primeras palabras como presidenciable, 24 horas después de que se conociera la candidatura en la que Cristina Fernández lo acompaña como Vicepresidenta.

Esa fue su suerte de rueda de prensa de presentación, solo que en la calle y con su can, Dylan, como compañero.

Un periodista se quiso excusar cuando le iba a preguntar por el calificativo que le han puesto sus críticos y con el que le hacen de menos.

El periodista no tuvo tiempo a decir la palabra “títere”; la dijo él, y luego mostró su lado sarcástico para asegurar que hace pocos días se decía en los medios argentinos que ejercía “una gran influencia sobre ella”, en referencia a la ex mandataria, y esos mismos medios creen que es un títere desde ayer.

“No soy ni una cosa ni la otra”, afirmó.

Alberto Fernández es un personaje conocido en la política argentina aunque su nombre estuviera fuera de todas las apuestas, análisis y debates sobre los candidatos opositores. Lo que lo devolvió al foco fue la inusual decisión de Cristina Fernández de concurrir a los comicios del 27 de octubre como su vicepresidenta -previa cita con las primarias obligatorias del 11 de agosto-.

Se definió con la personalidad suficiente como para “tomar decisiones”

 

De ella fue su jefe de Gabinete durante los primeros meses de su Gobierno, hasta que los enfrentamientos con ella condujeron a su marcha de la Casa Rosada.

“Lo que a muchos les cuesta entender es que dos personas que se aprecian y se valoran y se respetan un día pueden encontrar un punto de acuerdo para trabajar juntos como lo hicieron antes. Que Cristina me acompañe a mí me da mucha fuerza”, destacó el funcionario kirchnerista.

“Muchos decían que ejercía una gran influencia sobre ella en esta etapa, ahora creen que soy un títere. Bueno, ni una cosa ni la otra son ciertas”, remarcó Alberto Fernández al ser abordado por los medios mientras salía de su departamento en Puerto Madero.

Si bien trató de mantener una tónica conciliadora a lo largo de la charla, no ahorró críticas a la gestión del presidente Mauricio Macri, al evaluar que “no se puede seguir construyendo un país en base a la timba financiera. Además, reiteró sus dichos sobre la Justicia y aseguró que algunas conductas deberán revisarse, aunque aclaró que en el Poder Judicial “no todos son iguales”.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...