Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Policiales |Contratos como personal administrativo firmados en medio de la cuarentena
Investigados por robos y designados con sueldos de $75 mil en la Legislatura

Son los hijos del titular de un sindicato de taxis, detenido como presunto “cerebro” de una banda a la que se señala por entraderas con botines millonarios. Las conexiones con la banda por la que cayó Melazo

Investigados por robos y designados con sueldos de $75 mil en la Legislatura

Marcelo Arévalo, en el traslado a la comisaría primera / cap. de video

13 de Agosto de 2020 | 02:44
Edición impresa

En el universo de los Tribunales, la Policía y el delito, a lo largo de este año se hizo popular una marca: “Tetebanda”. De un lado u otro del mostrador de la Ley se conocen las sospechas que hay sobre la autoría de decenas de escruches y entraderas a viviendas (una especialidad), enfrentamientos a tiros, crímenes y botines millonarios. Esta semana, las causas que empezaban a poner contra las cuerdas a la organización tuvieron un sacudón, con la detención del referente de un sindicato de conductores de taxis al que acusan de ser el “cerebro” de esos delitos. El último espasmo en el expediente surgió de la propia defensa de uno de los acusados: para convencer a la fiscal de la causa de que el dinero con el que posaba en una foto era bien habido envió con su abogado un recibo de sueldo de la legislatura Provincia, en el que figura con un ingreso mensual de casi 75 mil pesos.

La gestión la realizó Marcelo “Noni” Arévalo (21), cuando ya estaba bajo arresto como integrante de una presunta asociación ilícita, según la acusación de la fiscal penal Cecilia Corfield (UFI Nº 15). El joven cayó a mediados de julio en una investigación iniciada tras una persecución de un taxi con cinco personas a bordo que terminó en 1 entre 515 y 515 bis, cerca de la base familiar, la casa de la madre, quien sería la pareja de José Farías, hermano mayor de Juan, un presunto integrante de la banda mixta que, según una investigación judicial, lideraba el ex juez César Melazo. El asesinato de Juan, el “Tecla”, en 2010 derivaría en la megacausa que tiene preso al Melazo.

En el operativo se incautaron, entonces, 530 balas de distinto calibre. La sospecha es que venían de un robo.

Tras observar el recibo de sueldo, la fiscal pidió un informe a la Legislatura Provincial. Según le informó a EL DIA una fuente de tribunales con acceso a la causa, desde el Poder Legislativo habrían contestado con un informe donde “Noni” figura en el listado de personal con contrato de locación de servicios para tareas administrativas.

A la vez, se indica que otros integrantes de la familia Arévalo tendrían una relación laboral con la Legislatura. Una fuente policial, además, le adjudicó un puesto a Arévalo padre, pero una fuente judicial indicó que solo hay registro de un contrato entre mediados y fines de 2001.

“Suman ingresos por 375 mil pesos por mes y si se le suma el aguinaldo, el mes pasado se llevaron más de medio millón de pesos”, calculaban ayer en Tribunales. Las designaciones se realizaron a partir del 1º de abril de 2020, se indicó.

Más de 50 causas

Esa lista incluye a Marcelo Ismael “Tete” Arévalo (35). Tiene pedido de detención, está prófugo y antecedentes penales con medio centenar de causas. Lleva el mismo nombre que su padre, titular de la Asociación de Taxistas, Peones y Choferes de La Plata, y están implicados en otra causa que instruye Corfield. Del apodo del hijo se extrajo la designación de “Tetebanda” a la organización delictiva con la que se cruza la causa por la que está detenido “Noni”. Según el trazo histórico de las investigaciones de los últimos años, “Tete” sería el líder de una gavilla a la que se sospecha por la autoría de decenas de atracos a casas y comercios, en casos con violencia, durante los últimos meses.

La novedad en estas horas es que en la investigación policial, el titular del gremio de peones de taxis aparece como líder o “cabecilla” y su hijo como brazo ejecutor de sus órdenes.

En la hora del almuerzo

De esa larga lista de presuntos delitos, Corfield avanzó con el ataque a una pareja en su casa de 29 entre 32 y 33, el 18 de enero último. Almorzaban cuando entraron cinco ladrones que, entre amenazas y golpes, se llevaron un botín no precisado, pero que se supone millonario.

Esa pesquisa cambió el curso de las investigaciones y de los cálculo sobre el organigrama de la presunta banda.

El martes, la Policía detuvo a Arévalo padre -ampliamente conocido en el mundo de los taxis- con una orden de la fiscal que le imputa el delito de robo agravado.

Concretamente, Corfield sostiene en su acusación que el hombre manejaba la camioneta VW Amarok “de apoyo” que levantó a los ladrones en 135 y 531, donde habían abandonado un Peugeot 208 con el que habían huido de La Loma.

En ese auto, los peritos hallaron una huella digital adjudicada a Cristian Martínez Gambini (34), un viejo amigo de “Tete” y compañero de fechoría en esa jornada, según la investigación.

Los contratos tienen una carga de 30 horas semanales, sin horario fijo, se indicó en Tribunales

Martínez Gambini fue detenido en junio último, durante un operativo en La Granja en el que intentó resistir el arresto disparando a los policías con un FAL, pero recibió dos tiros y en por horas sigue preso.

“Tete” logró esquivar a la Policía varias veces en los últimos meses. Había logrado alivio luego de que cayera un primer pedido de detención por el hecho de La Loma, cuando la causa la llevaba adelante el fiscal Álvaro Garganta.

Luego, el expediente cambió de manos y Corfield consiguió un nuevo pedido de detención en la Justicia de Garantías (juez Eduardo Silva Pelossi). Así, avanzó con el padre y tiene pendiente el arresto de “Tete”, a quien considera el último eslabón importante de la presunta gavilla.

En la causa por la que cayó “Noni”, sobre la que pesa una acusación de asociación ilícita, están detenidos otros cuatro hombres. Dos, integran la familia Arévalo: están en pareja con las hermanas de “Tete” y “Noni”.

Uno de ellos, apodado “Ratatá” espera juicio por el crimen de Diego “Manteca” Manzione (41) en 2016.

“Manteca” viajaba en moto junto a un adolescente de 15 años por la cuadra de 514 entre 4 y 5 donde lo atacaron a balazos. Recibió por lo menos tres impactos que lo dejaron agonizando en plena calle. El chico, resultó herido, pero salvó su vida. Recibió un tiro en uno de sus brazos.

El crimen de un chico

En la lista de episodios delictivos, un investigador policial de extensa trayectoria en la Ciudad también involucró a una familiar directa de Arévalo con un episodio de violencia en Villa Castells en el que murió un niño de 8 años. Lo alcanzó un proyectil en un intercambio de disparos en el que intervenía un ex policía, pareja entonces de la mujer.

Por ese caso, ocurrido el 30 de diciembre de 2009, fue detenido el ex policía Juan Manuel Mateos, a quien se lo vinculó con otro ocurrido en esos días: el asalto en la Secretaría de Derechos Humanos bonaerense, donde la entonces titular de esa oficina -Sara Derotier de Cobacho- fue maniatada junto a otros siete empleados.

En las causas en trámite solo resta la detención del Tete pero no se descarta ampliar la lista

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

Multimedia

Marcelo Arévalo, en el traslado a la comisaría primera / cap. de video

El recibo de ingresos del “noni”, como empleado legislativo / el dia

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $223.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla