Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
LANZÓ SU MARCA: FENTY

Con la música no alcanza... La capital de la moda, rendida a los pies de Rihanna

Con la música no alcanza... La capital de la moda, rendida a los pies de Rihanna

Rihanna, por Fenty

Rihanna forma ya oficialmente parte del restringido círculo de la moda parisina. La cantante abrió ayer en París la primera tienda de Fenty, la firma de lujo que ha creado junto al grupo LVMH, en un punto de venta efímero donde muestra un aperitivo de lo que será su marca.

En cuestión de dos años, la de Barbados y Bernald Arnault, propietario del grupo y poseedor de la mayor fortuna de Francia, han dado forma a esta firma cuyo funcionamiento estará en las antípodas del resto de marcas del grupo, como Dior, Kenzo o Givenchy.

Fenty -apellido paterno de la cantante que recuerda forzosamente a otra de las marcas del grupo, la italiana Fendi, dirigida hasta su muerte en febrero por Karl Lagerfeld- presentará colecciones cortas, de apenas un mes de vida, con renovaciones continuas, sin rebajas y vendidas exclusivamente a través de su página web o, de vez en cuando, en tiendas efímeras.

Tampoco habrá desfiles dentro de los calendarios oficiales de París o Nueva York, sino que se regirá por el principio favorito de los millennials: lo ves, lo compras.

La primera tienda de Fenty abrió sus puertas ayer en París por una breve semana -hasta el 3 de junio- en el céntrico barrio del Marais.

Rihanna estuvo esta semana en el cóctel de presentación y presentó allí los códigos de una marca que se resume rápidamente en “todo lo que ella misma se pondría”, en una gama de precios de 200 euros -por una remera- a 1.300 euros por una parka reversible, la prenda más cara de esta primera línea.

Una silueta femenina y poderosa, extravagante pero lo suficientemente clásica para abrir sus fronteras a un público variado, con la sastrería como núcleo, de la que salen piezas de cintura marcada y ligeramente encorsetadas, hombros exagerados, sandalias afiladas o estrafalarios accesorios.

“Siento más presión por el lanzamiento de mi marca que por el de cualquier álbum. Es la primera vez que desarrollo un proyecto en el sector del lujo y, sobre todo, no quería decepcionar a los que confían en mí”, explica la cantante en una entrevista al diario “Le Figaro”.

Ella es la directora artística de la marca pero las colecciones serán creadas por un grupo de “jóvenes talentos experimentos” -según la directora de la marca, Véronique Gebel-, que darán forma a sus impulsos.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla