Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Buscar
Dólar Oficial $110,08
Dólar Ahorro/Turista $181.63
Dólar Blue $219,00
Euro $122,97
Riesgo País 1961
Opinión |PANORAMA BONAERENSE
Una cumbre oficial por las reelecciones que mete en apuros a la oposición

José Picón

Por: José Picón
jpicon@eldia.com

28 de Noviembre de 2021 | 02:16
Edición impresa

Axel Kicillof, Máximo Kirchner y Sergio Massa se reunieron hace apenas unas horas. Con el despacho del Gobernador como único testigo, llegaron a la conclusión de avanzar con una reforma a la ley que limita las reelecciones de los intendentes para que puedan a volver a presentarse en 2023.

La presión de los jefes comunales del peronismo es grande, aun cuando surgieron algunas voces sueltas contrarias a cambiar la normativa que alumbró durante la gestión de María Eugenia Vidal. Justamente Massa es el menos convencido de ir por una reforma, producto de que fue copartícipe de aquél cambio que tiene para la ex gobernadora mucho de legado político.

En la Gobernación están convencidos de que las reelecciones, al menos por un período más, quedarán habilitadas. Filtran encuentros reservados con intendentes radicales que se habrían comprometido a aportar votos para que la reforma salga. “Ellos no van a presentar nada, pero van a acompañar cuando se presente”, dicen cerca de Kicillof.

Ven además señales de algunos sectores del PRO proclives a hacerle una corrección a ese texto. Como la ley se sancionó en 2016, se interpreta que no puede legislarse en forma retroactiva y tomar como se tomó, como primer mandato de los intendentes, el que se inició en 2015. Una salvedad: la Corte nacional avaló la vigencia de una ley similar en el caso de Santiago del Estero. El retoque legislativo sería una aclaración: se establecería que el límite a desempeñar más de dos períodos consecutivos se empezará a contar desde 2019.

Anotan en la Gobernación algunas declaraciones de jefes comunales del PRO que justamente están planteando esa discusión. No dicen con todas las letras que hay que cambiar la ley, pero abren la puerta para que el tema de la interpretación del comienzo de la prohibición pueda ser discutido.

Cerca de Kicillof estiman que esa ley terminará saliendo antes de fin de año. Es el pago a los intendentes que resultaron empoderados tras las elecciones en las que fueron artífices del fuerte recupero del Frente de Todos y que le dio a la derrota final cierto tono épico.

“Kicillof prepara cambios en su equipo con dos nuevos ministerios y podría llegar un funcionario para Educación avalado por Cristina”

 

La oposición arrastra en sus mochilas dilemas y prejuicios que pesan menos en las alforjas peronistas. Juntos se apresta, si es que finalmente el proyecto encuentra los apoyos necesarios, a transitar zonas de muy fuertes turbulencias. La Coalición Cívica está advirtiendo que no aprobará un cambio de esas características. Y algunos legisladores del PRO creen que la única forma de evitar una posible ruptura de los bloques por una votación dividida, pasa porque la mesa nacional del espacio emita una declaración de rechazo a cualquier modificación de la ley Vidal.

En medio de ese fuerte ruido político Axel Kicillof trabaja en la definición de los cambios en su gabinete. Existen confirmaciones virtuales y especulaciones en las que vuelve a sobrevolar la sombra de Cristina Kirchner.

Estos retoques no tendrán la impronta de virtual intervención que redondearon aquellos que sobrevinieron a la dura derrota en las PASO y que se corporizaron con la llegada de intendentes del PJ empujados por La Cámpora y la vicepresidenta. Esta vez Kicillof tiene resuelto plasmar la creación de dos ministerios: el de Cultura que podría quedar en manos de la platense Florencia Saintout y el de Medio Ambiente, con el que saldaría una vieja deuda política con Massa.

No serían los únicos retoques que estarían en carpeta. Se da casi como un hecho la salida de Agustina Vila de la Dirección General de Educación. No se trata de un dato nuevo: la novedad es que su reemplazante podría venir con la venia y el empuje de Cristina.

Hoy por hoy, porque se trata de una novela política que se escribe minuto a minuto, Sergio Berni seguiría más allá del 10 de diciembre junto a Kicillof. El Gobernador no quiere que se vaya e incluso para retenerlo dispondrá de partidas generosas para Seguridad en el Presupuesto que ingresará mañana a la Legislatura.

Sólo le pidió que baje un poco el perfil y que modere su lengua filosa por algún tiempo para evitar más conflictos con la Casa Rosada. De hecho, el ministro no estuvo en la reunión que en las últimas horas mantuvieron Aníbal Fernández y el jefe de Gabinete provincial Martín Insaurralde para hablar de la presencia de fuerzas federales en el Conurbano para controlar el delito.

En la Gobernación bromean con Berni. Parafraseando al furioso Carlos Bilardo en aquél famoso entretiempo de Argentina-Brasil en el Mundial del ´90, le recuerdan que “los rivales son los amarillos y que los nuestros son los de celeste y blanco”. El ministro se ríe y, por ahora, se queda.

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $305.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla