Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

Falleció a los 81 años el escritor Héctor Negro, uno de los últimos poetas del tango

Falleció a los 81 años el escritor Héctor Negro, uno de los últimos poetas del tango

Falleció a los 81 años el escritor Héctor Negro, uno de los últimos poetas del tango

El poeta y periodista Ismael Héctor Varela, popularmente conocido como Héctor Negro, falleció ayer a los 81 años y, en su memoria, la Academia Nacional del Tango emitirá videos con su pensamiento sobre el tango y un recitado de sus poemas.

La despedida de Héctor Negro será hoy a las 10.30 en la Capilla del Cementerio de la Chacarita, y sus restos descansarán en el Panteón de SADAIC, al tiempo que la Academia Nacional del Tango emitirá a partir del lunes los videos en su memoria.

Entre otras actividades, Negro fue miembro de la Academia Nacional del Tango y de la Academia Porteña del Lunfardo; también jurado en muchos concursos vinculados al tango, y disertó sobre el género musical en numerosos países.

El artista, nacido en el barrio porteño de Belgrano, falleció en una clínica producto del deterioro de su salud a raíz de haber sufrido reiterados ACV en el transcurso de este año, según se informó de manera oficial.

Durante su larga trayectoria, Héctor Negro fue reconocido, entre otros premios, con el Prensario, en 1981; el Kónex (1985 y 2005) en Música popular y el Gran Premio SADAIC en 1993.

Sus obras fueron interpretadas por Eladia Blázquez, Rubén Juárez, Julio Lacarra, José Larralde, Opus Cuatro, Osvaldo Piro, Osvaldo Pugliese, Susana Rinaldi y Mercedes Sosa, entre otros.

Por casi 20 años escribió sobre tango y publicó artículos en revistas y periódicos literarios, además de libros de poesía y letras de tango, como “Esta ciudad”; “Un lobo más”; “Responso para un hombre gris” y “Un mundo nuevo”.

SU OBRA

Autor de letras como “Café Tortoni” y “Tiempo de tranvías”, miembro de la Academia Nacional del Tango y de la Academia Porteña del Lunfardo, con Negro se fué, quizás, el último gran poeta del tango.

Nacido en Belgrano en marzo de 1934 bajo el nombre de Ismael Héctor Varela, falleció en una clínica porteña tras un progresivo deterioro en su salud y luego de que a principios de este año sufriera un Accidente Cerebro Vascular (ACV).

Hondamente relacionado con la cultura popular y autor de numerosos libros de poesía, entre ellos “Bandoneón de papel” (1957), “Para cantarle a mi gente”, “Ciudad de los flacos aires” y “Gorrión del mundo” (2005), Negro fue también periodista entre 1981 y 2000.

Poeta de profunda sensibilidad y afinada expresión, formó parte, junto a Horacio Ferrer y Eladia Blázquez, de la plana mayor de la cancionística porteña. Le supo escribir a Gardel, a Julio Sosa, a las milongas de barrio y a los mitos atesorados entre las mesas del café Tortoni.

El poeta será recordado por la Academia Nacional del Tango el lunes 21 a las 19.30 cuando se exhiban videos en los que relata su pensamiento sobre el tango y recita sus poemas.

El homenaje se realizará a las 19.30 en el Salón de los Angelitos, del Museo Mundial del Tango “Horacio Ferrer” (Avenida de Mayo 833, 1er piso).

  • + Vistas
  • + Comentadas

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...