Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp

"Lo de la guardia alta lo aprendí después de sufrir un robo a los 15 años", confesó Gallardo

"Lo de la guardia alta lo aprendí después de sufrir un robo a los 15 años", confesó Gallardo

El entrenador de River Plate, Marcelo Gallardo, confesó hoy que la muletilla "tener la guardia alta" que utilizó antes de los últimos enfrentamientos con Boca Juniors la lleva consigo "desde los 15 años", cuando sufrió un robo con cierta cuota de violencia, en una revelación que realizó durante la presentación de su libro, "Gallardo Recargado".

Durante la presentación realizada en la sucursal del banco BBVA, sobre la porteña avenida Córdoba, el director técnico riverplatense dio detalles y anticipó algunos monentos de su vida que están contados en este libro escrito por el periodista Diego Borinsky. 

“La tapa del libro no me gustaba porque no salía bien yo, pero es lo qué hay. Entendí que la imagen interpreta lo que tiene que ver con una forma de ser y de expresarme. Es algo que me nace y representa lo que soy”, sostuvo el "Muñeco" respecto de esa fotografía que ilustra la portada de "Gallardo Recargado", "Tres años inolvidables y una final soñada", en la que se lo ve gritando un gol con el puño derecho apretado y un gesto de fiereza muy acorde con su personalidad.

“Siempre sentí que la exposición no iba conmigo y no me gustaba, pero en este libro había algo bueno para contar sin meterme en un personaje que no me hiciera sentir cómodo. Pero estaba bien contar el camino vivido para los hinchas del fútbol, aunque había que contarlo con los obstáculos y todo”, advirtió.

Y sobre las bases en las que se apoyaron los éxitos Gallardo resaltó "una convivencia muy buena a todo nivel. Ese es el gran éxito y siempre hubo grandes grupos de trabajo consustanciados con el mensaje de la institución. Por eso nunca hubo inconvenientes y todo lo que se cuenta fue así, ya que se cuidó mucho el vestuario y no hay nada que ocultar”.

"Pero no me gustaría que me recuerden a mí por nada, porque el club está por encima de todo. Lo que me llena de orgullo es que la gente se sienta representada por cómo juega el equipo. Que jugadores y gente que trabaja está orgullosa de estar acá donde está. Identificación y sentido de pertenencia es lo que da ganas de seguir siempre y eso me gustaría que se refleje de mi trabajo”, remarcó.

“Y sobre eso que dije de la guardia alta voy a identificarlo con algo que me pasó cuando tenia 15 años y me robaron. No tenía nada para que me roben pero me amenazaron con un cuchillo y eso me hizo aprender a observar toda la periferia, y lo hacía todo el tiempo. Yo sabía que pasaban cosas y eso era estar con la guardia alta, por lo que me lo llevé al juego y a distintas situaciones de mi vida", apuntó.

Y sobre la "visión periférica" en particular, algo que le hace ejercitar a los futbolistas la neurocientífica Sandra Rossi, que forma parte de su cuerpo técnico, destacó que "ese es un don útil para tomar decisiones. Por eso lo incentivamos para que lo hagan los jugadores”.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla