Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Avisos Clasificados
Buscar
Dólar Oficial $83,85
Dólar Ahorro/Turista $138.35
Dólar Blue $195,00
Euro $96,37
Merval 0,00%
Riesgo País 1425
La identidad de la Región y el mandato histórico de Rocha y de Benoit

Por Mariano Penas (*)

La identidad de la Región y el mandato histórico de Rocha y de Benoit

Por: marianopenas@yahoo.com.ar

10 de Noviembre de 2018 | 03:07
Edición impresa

El ejercicio de pensar la Región nos ocupa menos tiempo y recursos de lo que deberían, pero antes de empezar es importante que acordemos sobre el objeto de estudio.

Cuando hablamos de la Región Capital nos referimos a una historia familiar, económica y cultural, un origen en común, y digámoslo, a una identidad. Sin perjuicio de que cada zona, barrio, e incluso los distintos partidos que la componen, tenga a su vez una impronta propia. Pero ¿es posible pensar la Región Capital de forma desarticulada? ¿Sería válido nuestro razonamiento si cortásemos los vínculos económicos y culturales que nos atraviesan a partir de los límites políticos que definen un partido de otro? O aún más importante: ¿es posible el desarrollo económico y cultural de La Plata sin su correlato en Berisso y Ensenada, o viceversa?

Quien suscribe entiende las divisiones políticas son solo accidentes administrativos, en términos de desarrollo de la Región.

Un poco de historia podría apoyar esta visión. El puerto La Plata, se remonta al año 1731, pero luego de la fundación de La Plata se reconstruyó uno “nuevo”, cuyo diseñosiguió las ideas racionalistas e higienistas que delinearon el trazado de la nueva capital: El puerto surgía como una prolongación del Eje Fundacional de la ciudad que alojaba todos los edificios representantes del poder del Estado de la provincia de Buenos Aires.

Historicamente el puerto, por su condición fundacional, es el paradigma de un trabajo articulado y de fuerte impacto para toda la región.

Otros clivajes importantes de esta visión regionalista son, sin dudas, las universidades, y destaco, por supuesto, a la UNLP por su densidad especifica en el entramado socioeconómico y cultural, de nuevo, en nuestra identidad.

Un listado de los proyectos y visiones que han dotado las casas de estudio

Pero ¿Cómo podríamos definir la relación Ciudad-Universidad de las últimas décadas? ¿Desarticulada? ¿Desencontrada? En el mejor de los casos, ¿insuficiente?

No tengo dudas que motorizar este vínculo (fundacional e identitario), es una tarea que nos debe comprender a todos los actores de la ciudad del conocimiento.

En la región capital convive el cordón florifrutihortícola más grande del país con unos de los polos informáticos más importantes de la Argentina. ¿Cuántas oportunidades laborales y productivas podrían generar si vinculamos estos dos mundos que están separados por algunas cuadras y unidas en nuestra matriz económica? ¿Cuánta generación de riqueza o cuanto valor agregado está esperando que activemos este tipo de vínculos? Y espero me entiendan, que esto es solo un ejemplo de nuestro potencial.

Por este y otros casos, la relación Estado-Universidad se cae sin la tercera pata de la mesa que la componen los privados nucleados en los Colegios Profesionales, las Cámaras, Federaciones y Organizaciones Intermedias. Las fuerzas vivas como actores activos de las políticas de articulación.

Y a partir de este tridente vincular aceitado, robustecido y con objetivos comunes, a partir del Estado-Universidad-Privados ¿Cuán lejos estamos de un observatorio de desarrollo regional con el fin de estudiar la realidad socio-económica y así obtener un real diagnóstico y así saber qué políticas (proyectos) llevar adelante? ¿Cuán lejos podríamos estar de pensar en exportar nuestros productos con valor agregado y así generar trabajo genuino y de calidad? ¿Cuán lejos estamos de concientizarnos en la importancia del reciclado de los desechos para generar fuentes de energía alternativas? Sobre esta base vincular ¿es imposible pensar en una terminal multimodal (trenes-onmibus) que sea administrada por los tres municipios?

En definitiva, una refundación solo es posible desde la reconstrucción de nuestros vínculos identitarios. Los invito entonces a ser conscientes del mandato histórico de Rocha y Benoit.

(*) Escribano

“Una refundación de la Región Capital sólo es posible desde la reconstrucción de nuestros vínculos identitarios”

 

Las noticias locales nunca fueron tan importantes
SUSCRIBITE

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Básico promocional
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$30.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $265.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla