Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Explicó cómo era su protocolo de intervención médica

El urólogo detenido por varios casos de abuso se defendió durante 7 horas

El urólogo detenido por varios casos de abuso se defendió durante 7 horas

pablo colaci

Durante siete extenuantes horas, Pablo Colaci, el urólogo detenido en La Plata por varios casos de abuso sexual, dos de ellos con acceso carnal, intentó mejorar ayer su delicada situación procesal, en oportunidad de ser citado a una nueva audiencia de declaración indagatoria, tras la ampliación de los cargos que formuló en su contra la fiscal Betina Lacki.

Asistido por la defensora oficial, Cecilia Sicard, el médico dio un pormenorizado detalle de cómo era su protocolo de intervención profesional.

En ese sentido, aclararon las fuentes consultadas por este diario, el imputado se mostró convencido de que muchos de los denunciantes confundieron un tocamiento natural de la zona del prepucio del pene, que tuvo fines meramente científicos, según aclaró, con un acto impropio de masturbación.

Vestido con camisa y pantalón, “como para un congreso -advirtió un vocero a EL DIA”- habló de una subespecialidad dentro de la urología, ya que “trató de demostrar que él, por su capacitación, hacía un tratamiento distinto al común de sus colegas”.

Como se nformó en una edición anterior, son 17 los casos de presunto abuso sexual por los que fue denunciado Colaci.

En tal sentido, fuentes judiciales indicaron que el juez de Garantías que interviene en el caso, Pablo Raele, hizo lugar al pedido que le formuló la fiscal Lacki, quien dictaminó que reunió pruebas para ampliar las imputaciones y procesarlo -formalmente se concreta cuando culmina el acto de indagatora-como sucedió ayer.

En la nueva orden de detención, el juez Raele sostiene las imputaciones por otros abusos sexuales -quince más- supuestamente cometidos algunos en la clínica La Ribera de Ensenada, ubicada en calle La Merced número 286, y en los consultorios “Prestigio Médico”, de calle 39 entre 18 y 19, de La Plata, en perjuicio de sus pacientes.

Al médico, que fue detenido el 19 de marzo pasado, ahora le imputan más casos de “abuso sexual gravemente ultrajante para la víctima por las circunstancias de su realización” (15 hechos) y otros dos casos por “abuso sexual con acceso carnal, agravado por resultar un grave daño en la salud de la víctima, en concurso real con abuso sexual gravemente ultrajante para la víctima por las circustancias de su realización agravado por resultar un grave daño en la salud, en concurso ideal con corrupción, porque uno de los pacientes que habrían sido abusados es menor”, explicaron fuentes de Tribunales.

Los informantes refirieron que en la causa hay pruebas e indicios para sospechar que el médico “les hacía tocamientos y masturbación bajo el pretexto de tener que obtener muestras de semen, algo que no estaría contemplado en ningún protocolo de la especialidad”.

Sin embargo, el imputado, que se presentó en una carta como especialista en Semiología, aseguró que todas esas prácticas las hacía siempre con el consentimiento del paciente.

 

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...