Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Encontraron el cuerpo del pescador que seguía desaparecido, tras 13 días de angustia

Los restos de Amadeo Martínez fueron vistos desde una lancha particular en la zona de Palo Blanco

Encontraron el cuerpo del pescador que seguía desaparecido, tras 13 días de angustia

El operativo tras el hallazgo del cuerpo. Lo llevaron a la morgue/el dia

16 de Agosto de 2019 | 02:02
Edición impresa

El cuerpo de Amadeo Martínez (38) fue encontrado ayer a la mañana en prácticamente las mismas condiciones en las que el día anterior hicieron lo propio con Franco Soria (17), el otro pescador artesanal desaparecido desde el 2 de agosto pasado. Ambos eran buscados desde hace 13 días en el Río de La Plata, a la altura de Boca Cerrada.

Fuentes oficiales le informaron a EL DIA que el cadáver de Martínez “estaba flotando en la zona de Palo Blanco, a unos 3000 metros hacia Berisso y más cerca de la costa” que el lugar donde apareció su compañero. Lo reconocieron por un tatuaje en uno de sus brazos.

De acuerdo a lo detallado por un vocero de la investigación, Martínez fue divisado por una lancha particular que circulaba por la zona y que dio aviso inmediato a la Prefectura Naval Argentina (PNA), cuyas embarcaciones habían focalizado desde el inicio de la jornada el operativo hacia ese sector del río, luego de reposicionar el punto de partida de las lanchas de Boca Cerrada a la Isla Santiago.

Hasta el momento del descubrimiento del último hombre, la Prefectura Naval Argentina había recorrido más de 55.000 kilómetros cuadrados del Río de la Plata y la costa bonaerense, sin contar el itinerario que realizaron los aviones que participaron de la totalidad del procedimiento. También se había mantenido contacto con la Prefectura Nacional Naval de Uruguay que colaboró con la búsqueda.

Los barcos de la Prefectura habían focalizado ayer el operativo hacia la zona del hallazgo

En el operativo rastrillaje, durante los 13 días por los que se extendió, se buscó a los dos pescadores con guardacostas, semirrígidos, motos de agua, patrullas acuáticas y terrestres, con personal de Defensa Civil de Ensenada y buzos de los Bomberos Voluntarios locales, canes adiestrados de la Policía Bonaerense e inclusive con una tropilla de caballos de una asociación tradicionalista de Ensenada.

El operativo se realizó a bordo de los guardacostas “Mero”, “Lago Yehuin”, “Bahía Blanca”, “Cabo Corrientes” y “Lago Colhue”, motos de agua que recorrieron la zona de la emergencia y patrullas pedestres que realizaron el rastrillaje de las costas de las ciudades de Punta Lara, Ensenada, Berisso y Quilmes. Asimismo, participaron lanchas particulares y aeronaves del Aeroclub. Una de las hipótesis que barajaron los pesquisas desde el principio fue que el motor de la pequeña embarcación pudo sufrir algún desperfecto que dejó a los hombres a la deriva y debido a las malas condiciones en que se encontraba ese día el Río, la lancha se hundió, según fuentes oficiales.

Los médicos que entre el miércoles y ayer hicieron las autopsias a los cuerpos de Amadeo y Franco concluyeron que murieron por las mismas causas y en tiempos simultáneos. Fallecieron ahogados el mismo viernes 2 de agosto que se perdieron en las aguas del Río de La Plata.

Sin CONTROL

Como se informó en la edición de ayer, el cuerpo del otro pescador, Franco Soria, fue hallado el miércoles unas horas antes del mediodía. Los restos del adolescente estaban en un área cerrada con una apertura al mar, un canal de navegación en el medio del río, a unos 11 kilómetros de donde fueron vistos por última vez. Las autoridades tomaron conocimiento del hallazgo en el preciso momento en que Karina Dallas, la mamá del adolescente, marchaba hacia la sede de Prefectura Naval.

Para los especialistas, las circunstancias del accidente no están del todo claras, pero quienes conocían a la pareja de pescadores aseguran que la embarcación “no estaba en buenas condiciones para navegar”. Las fuentes consultadas revelaron que el casco “estaba maltratado, con algunos parches”. Explicaron que “podía entrarles agua. Con una lancha precaria, es muy peligroso”. Además, aclararon, se trataba de “una embarcación muy chica para el río”. Prefectura tiene una garita en el sector con la única bajada náutica autorizada y son los encargados de controlar quiénes pueden “hacerse al agua”, concluyeron.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Multimedia

El operativo tras el hallazgo del cuerpo. Lo llevaron a la morgue/el dia

Franco Soria (17) Un barco que navegaba por el sector conocido como “de radas” (un canal por donde navegan los buques) avistó su cadáver flotando y avisó a las autoridades.

Amadeo Martínez (38) Su cuerpo estaba en la zona de Palo Blanco, en la parte de Berisso, a unos 3.000 metros de donde el miércoles aparecieron los restos de su compañero.

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla