Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Raúl Alberto Moscato

Raúl Alberto Moscato
14 de Febrero de 2020 | 03:50
Edición impresa

Hondo pesar generó en la comunidad médica platense el fallecimiento del médico Raúl Alberto Moscato, reconocido traumatólogo, pionero de la deportología y un entusiasta sanitarista que llegó a conformar el equipo directivo del Hospital San Martín, al que dedicó 35 años de su vida profesional.

Nació el 22 de junio de 1933 en Laboulaye, en el sudeste de Córdoba, y creció junto a su hermano Jorge.

Como su padre era empleado del Banco Nación, peregrinó por distintas ciudades del país.

Entre viaje y viaje, heredó de su madre y compartió con ella el gusto por el arte. Especialmente por la pintura.

En una de tantas escalas, en Bahía Blanca, Raúl encontró al amor y a la gran compañera de su vida, Elba Tarsia. Compartieron más de sesenta años y tuvieron cuatro hijos, Pablo, Regina, César y Lucrecia, y tres nietos, Anna Clara, Dante y Pierina.

Pero antes de ello escribió un capítulo central de su vida: viajó a La Plata para estudiar Medicina. Ya graduado, se radicó con Elba en la Ciudad. Para siempre.

Al dar sus primeros pasos como médico traumatólogo se topó con la gran epidemia de poliomielitis de mediados de la década de los ‘50. Trabajó muchísimo en Aprilp, asociación platense que surgió, precisamente, como consecuencia de ese flagelo.

Más tarde, trabajando junto a Horacio Corrada, pionero en deportología -por entonces inexistente como especialidad y denominada Medicina del Deporte-, el doctor Moscato fue abriendo importantes caminos en la materia.

Pero su vocación por aprender y mejorar la salud pública desde el emblemático hospital de avenida uno lo llevó también a estudiar, durante cuatro años, los secretos del sanitarismo, mediante lo que actualmente se conoce como una maestría. Fue el paso previo a su incorporación al equipo directivo del ex Policlínico.

Quienes lo conocieron bien aseguran que sus logros como médico no surgen del “frío listado en un currículum”, sino que “brotan con calidez del lugar más genuino, el recuerdo de sus pacientes”.

Orgulloso hincha de Estudiantes, sus allegados lo describen como alguien que “cultivó la voz baja en tiempos de griterío”. Una persona íntegra que mostró su senda “sin alardes ni estridencias”. Y que legó a su esposa, hijos y nietos, un afecto incondicional y una honestidad imperecedera.

 

Seguridad, agua, electricidad. Los vecinos saben que somos la tribuna para que el reclamo sea atendido. Invertí para que la tribuna siga siendo independiente
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Plan Básico
Acceso ilimitado a www.eldia.com
$64.-

POR MES*

*Costo por 3 meses. Luego $194.-/mes
Mustang Cloud - CMS para portales de noticias

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla