Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
El inflable de Cristina, cánticos y otras perlitas

La ex presidenta se quedó en Río Gallegos pero la caricaturizaron. Durán Barba sufrió el “a volver”. Los tiempos de Centurión

21 de Octubre de 2019 | 03:00
Edición impresa

El debate de anoche tuvo como escenario el edificio de la Facultad de Derecho de la UBA y en las avenidas de sus alrededores se montó un impresionante operativo de seguridad, que trajo muchas complicaciones para el tránsito y los invitados.

En las afueras no hubo movilización de militantes pero no faltaron aunque no fueron muchos. Y lo más llamativo fue un muñeco inflable de Cristina Kirchner, instalado frente a las escalinatas. Con la figura de la ex presidenta, el inflable tenía una fecha en el frente: 18-1-15, el día que encontraron muerto al fiscal Alberto Nisman. Además, en una de sus manos tenía una valija con dólares y en la otra, una marioneta que representaba a Alberto Fernández.

Cristina prefirió no estar presente en el debate y lo siguió desde Río Gallegos.

El que sí estuvo -había pegado el faltazo el domingo anterior en Santa Fe-el consultor ecuatoriano Jaime Duran Barba, que cuando se encaminaba a la facultad se topó con algunos automovilistas kirchneristas que le cantaron “A volver, a volver, vamos a volver...”.

El asesor macrista llevaba en una de sus manos una carpeta llena de papeles. En estos días, había ayudado a la preparación del presidente Mauricio Macri para el debate de anoche, última round cara a cara a con vistas a las elecciones presidenciales del próximo domingo.

Hablando de invitados, esta vez no estuvo con el candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, el ex gobernador Daniel Scioli. Sí se vieron algunos gobernadores del PJ junto al ex jefe de Gabinete de Néstor y Cristina.

El candidato presidencial de Nos, Juan José Gómez Centurión, mejoró con los tiempos de oratoria aunque en dos o tres oportunidades se quedó con las palabras en la boca. Eso sí, en la presentación de los 45 segundos que tenía, usó 30. Es decir le sobraron 20.

Pero quizás la primera perlita que dejó el inicio del debate la protagonizo el candidato de Consenso federal, Roberto Lavagna. Durante el tratamiento del tema seguridad, el ex ministro en el medio de su exposición se quedó un par de segundos en silencio, mostrándose como perdido. Después recuperó la línea del discurso hablando sobre violencia de género.

Casi le pasó también a Macri aunque pausa pareció más una mal interpretación de la periodista María O’Donnel, que se adelantó en el agradecimiento al Presidente por su exposición creyendo que ya había finalizado. Sin embargo, el candidato le aclaró que no y siguió con el uso de los 15 segundos que le restaban.

Mientras, el candidato del FIT, Nicolás del Caño, comparó a Pichetto con Micky Vainilla, el personaje xenófobo que inventó en TV Diego Capusotto.

+ Comentarios

Debe iniciar sesión para continuar

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

cargando...

¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla