Estimado lector, muchas gracias por su interés en nuestras notas. Hemos incorporado el registro con el objetivo de mejorar la información que le brindamos de acuerdo a sus intereses. Para más información haga clic aquí

Enviar Sugerencia
Conectarse a través de Whatsapp
Los vecinos no dan más y claman por una solución

Angustia sin fin, millonarias pérdidas y piquetes vecinales por el apagón en la zona Norte

Se extienden por cuatro días las penurias por la falta de luz. Calculan que ya generó pérdidas por unos $1.000 millones. Según Edelap, se normalizaría mañana a la noche

Angustia sin fin, millonarias pérdidas y piquetes vecinales por el apagón en la zona Norte

desesperados, en villa elisa los vecinos salieron a cortar la calle para reclamar soluciones. también protestaron en city bell y gorina / d. ripoll

Angustia, trastornos, piquetes e incertidumbre. Cuatro elementos que se potencian con el correr de las horas entre miles de vecinos de Gonnet, City Bell y Villa Elisa que siguen sin servicio de luz normalizado. Edelap asegura que todas las zonas afectadas por el enorme apagón en la zona Norte de La Plata ya recibe energía en “forma intermitente”. Esto significa que hay un poco de luz a través de generadores. Sin embargo, numerosos usuarios afirman que no tienen servicio desde el sábado a las 21,47, hora crítica en la que más de 50.000 mil clientes quedaron a oscuras por una falla que se produjo en Camino Centenario y 476, en un cable de alimentación de alta tensión.

La demora en la solución al grave problema genera múltiples consecuencias: un pedido oficial por parte de la Municipalidad de quita a Edelap de la concesión del servicio; cerca de 1.000 millones de pérdidas en comercios y viviendas; ampliación de la lista de escuelas que tuvieron que suspender las clases; reclamos por falta de seguridad en los barrios una vez que ya no está la luz natural y bronca porque la falta de información precisa sobre el regreso del servicio. La propia empresa volvió a postergar ayer la respuesta tan esperada: que se haga la luz. Estaba previsto para hoy, como se había dicho en un principio, pero ahora se pasó ese plazo a noche del jueves.

Los vecinos de 403 a 426 hacia Arturo Seguí y hacia el camino Centenario en Villa Elisa; en algunos tramos de Gonnet, Gorina y City Bell, aseguran que no tienen luz desde hace más de 72 horas. Ni siquiera recibieron el servicio intermitente a través del parque generador -los grupos electrógenos que llegaron desde Rosario-.

Ayer, desde entrada la tarde y hasta la noche, comenzaron a multiplicarse los piquetes en diferentes puntos del norte platense para que restituyan el servicio. Hubo manifestaciones en Belgrano y 446, Centenario y 461e y en Plaza Belgrano (City Bell), y en Villa Elisa, donde cortaban Centenario y Arana, así como la bajada de la Autopista.

La situación que plantea ese vecina se multiplica por miles de hogares. Según informó la Municipalidad, aún hay 10.000 usuarios sin servicio de energía eléctrica. Otras dependencias de la Provincia aseguran que la cifra se sostiene en 18.000. Edelap, al cierre de esta edición, había optado por no dar cifras sobre e indican que “están recibiendo servicio con ciertas intermitencias todos los usuarios de la zona que permanecía afectada. Intermitente porque por la propia operación de los grupos se pueden producir paradas de los equipos y vuelven a arrancar. Esto es un paliativo que permite mitigar el efecto del corte hasta que el tendido que le da energía a la subestación City Bell esté en servicio nuevamente”.

Ayer Edelap -a diferencia del lunes- puntualmente pidió a los clientes que “ante la recuperación del suministro desde los generadores procuren utilizar solo los artefactos extremadamente necesarios”.

“El parque de generadores de gran capacidad de abastecimiento se interconectó en puntos estratégicos de la red de distribución eléctrica de la zona norte: la propia subestación City Bell, ubicada en Camino Belgrano y 465, en 13 y 485, en 14 y 505, en 28 bis entre 426 y 428, en 144 y 419, en 426 entre 16 y 18, y en 12 y 471.

La bronca de los usuarios crece con el correr de los días. Incluso hay quejas por la baja calidad de la luz que reciben, generada por los grupos electrógenos, que apenas sirve para encender algunas lámparas, pero no permite tener agua, ni poner en funcionamiento los electrodomésticos.

Esa atomización de la bronca, el hartazgo y la preocupación de los usuarios se traduce en las primeras aproximaciones sobre las pérdidas sufridas en comercios y hogares, de 961.250.000 pesos, según informó la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires. En esa repartición hacen las siguientes cuentas: pérdidas por alimentos, estimación de daños en hogares (se estima que el 30 por ciento presentará algún daño material en equipamiento) y lucro cesante y pérdida de mercadería en comercios.

En ese contexto, Fabián González, gerente de control de concesiones del Organismo de Control (Oceba) informó que “se enviaron técnicos del organismo para realizar el seguimiento de los trabajos en la reparación de la falla, en la instalación de los generadores y en las acciones de respuesta que brinda la empresa a los usuarios. El Estado está presente desde que arrancó el problema. Sobre la concesión, la potestad la tiene la autoridad de aplicación (el ministerio de Infraestructura provincial).

Custodia policial
La delegada de Villa Elisa, Virginia Pérez Cattáneo, tuvo que mudarse momentáneamente tras haber recibido un ataque en su casa por parte de “punteros políticos”, según indicó la funcionaria municipal. A su vez, le asignaron una custodia policial.

 

Si llegaste hasta acá es porque valorás nuestras noticias. Defendé la información y formá parte de nuestra comunidad.
Suscribite a uno de nuestros planes digitales.

Debe iniciar sesión para continuar

cargando...
Para ver nuestro sitio correctamente gire la pantalla